HP unificará en la misma cabina las arquitecturas Itanium y Xeon

CloudDatacenterEmpresasProveedor de ServiciosProyectosServidores

Los sistemas de misión crítica de Hewlett-Packard -Integrity y Nonstop- irán expandiendo sus posibilidades para alinearse con la estrategia de Infraestructura Convergente.

HP ha anunciado hoy en España la puesta de largo de su Proyecto Odyssey, una fuerte apuesta para incorporar en los sistemas de misión crítica y Nonstop su infraestructura convergente basada en arquitectura x86.

Una iniciativa impensable hace poco tiempo, ya que se trata de dos arquitecturas radicalmente distintas. Sin embargo, HP es consciente de la creciente popularidad y prestaciones de los sistemas basados en x86 para dar respuesta a un mayor número de procesos críticos para las compañías, pero haciéndolo de forma mucho más económica.

“Queremos dar a nuestros clientes la posibilidad de elegir entre una plataforma u otra, pero siempre desde una configuración convergente, en la misma cabina. Nunca antes en la industria había existido esta oferta”, explicaba en rueda de prensa Chano Rebollo, director de Sistemas Críticos de HP para España y Portugal.

Pronto veremos procesadores Itanium y Xeon en la misma cabina, algo impensable hasta hace poco

Esta convergencia se irá ampliando paulatinamente a través de nuevas ofertas. El primer paso que dará HP es introducir en sus BladeSystem (basados en arquitectura x86 con Intel Xeon y Linux/Windows) la tecnología HP ServiceGuard, que hasta ahora tan sólo estaba disponible en HP Integrity (Intel Itanium con HP UX/OpenVM). Dicha tecnologñia es precisamente la encargada de asegurar en todo momento la disponibilidad de los sistemas, la tolerancia a fallos.

Más adelante, irá añadiendo nuevas funcionalidades a ambas arquitecturas. Por ejemplo, los sistemas x86 con Linux/Windows mejorarán sus capacidades de escalabilidad, fiabilidad y flexibilidad con tecnologías como HP nPartitions, así como la continuidad del negocio a través de HP Analysis Engine (que diagnostica los sistemas para encontrar posibles errores y repararlos automáticamente).

Mientras tanto, en sus configuraciones HP Integrity y HP Nonstop seguirá la hoja de ruta marcada junto con Intel (que se extiende hasta 2020) para ir incluyendo los nuevos procesadores Itanium con nombre en clave ‘Poulson’ y ‘Kittson’.

En el mismo entorno, estas configuraciones podrán ejecutar cargas de trabajo de misión crítica diseñadas bajo UNIX y, de forma simultánea, correr instancias de sistemas operativos Microsoft Windows Server o Red Hat Enterprise Linux, entre otros, para completar los procesos que cualquier compañía necesita llevar a cabo.

El proyecto Odyssey es, por tanto, una ambiciosa apuesta de HP con la que busca revolucionar la computación de misión crítica al unificar en la misma plataforma las arquitecturas Itanium y Xeon.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor