IBM Power Systems apuesta por la innovación abierta

CloudDatacenter

En comparación con los sistemas x86, los centros de datos que confían en servidores Power Systems con Linux gestionan cargas de Big Data más rápido y a un precio un 20% inferior. [Publirreportaje]

Más tarde o más temprano, el trabajo en equipo acaba dando sus frutos. Cuando IBM, Google, Mellanox, Nvidia y otras compañías tecnológicas se juntaron hace un par de veranos para dar vida a OpenPOWER Foundation ya sospechaban que el resultado de su alianza iba a permitir avanzar en el diseño de centros de datos e impulsar el rendimiento en plena era del Big Data. En el corazón de este consorcio se encuentra la apuesta de IBM por abrir la arquitectura de los procesadores Power para que otros fabricantes puedan licenciarla y construir sus propios servidores personalizados para determinadas cargas de trabajo.

Y no sólo eso. El objetivo declarado de esta fundación es no sólo “impulsar tecnologías avanzadas de servidores” sino también de “redes, almacenamiento y tecnología de aceleración GPU que permitan un mayor control, capacidad de elección y flexibilidad a los desarrolladores de la nueva generación de centros de datos en la nube”.  Dado el carácter colaborativo de OpenPOWER, cualquiera que esté dispuesto a innovar sobre Power, es bienvenido.

Desde agosto de 2013, cuando comenzó todo, se han conseguido múltiples avances. Para empezar, OpenPOWER Foundation ha crecido desde sus cinco fundadores originales hasta un total de 61 miembros, con incorporaciones como las de Canonical, Micron Technology o Samsung. Se han puesto en en el mercado los primeros servidores con chip POWER8 que, además de estar fabricado con tecnología de 22 nanómetros, incluyen hasta 12 cores y sobrepasar los 4.000 millones de transistores, permitiendo optimizar la gestión de grandes volúmenes de datos.

IBM Power S824L
IBM Power S824L

IBM Power S824L

Este modelo convierte a los servidores Power en una alternativa empresarial seria. Sobre todo, si se tiene en cuenta la distancia marcada respecto a aquellas ofertas que basan su arquitectura en soluciones x86 y su comportamiento frente a fenómenos como Big Data, Cloud Computing o incluso la movilidad.

Las compañías que apuestan por responder a estas últimas tendencias están obligadas a adoptar infraestructuras potentes que les permitan trabajar con información que se necesite en operaciones intensivas. Y, ante eso, hay sistemas IBM Power Systems con POWER8 que permiten gestionar datos muy rápidamente y hasta un 20% más barato, respecto a soluciones basadas en arquitecturas x86.

Es el caso de los servidores IBM Power S824L que han sido presentados recientemente y que también se benefician de la tecnología de aceleración GPU aportada por Nvidia, como ejemplo de las actividades de OpenPOWER Foundation, y que puede ejecutar millones de cálculos en paralelo. “

De acuerdo con Doug Balog , responsable mundial de IBM Power Systems, las propuestas como Power S824L ofrecen a los usuarios finales “una mejor capacidad de obtener conocimientos más rápidos y profundos con los que resolver sus problemas de negocio”. Entre estas nuevas posibilidades, se podría ayudar a entidades financieras en sus tareas de control de riesgos o en la investigación de fármacos con mayor velocidad. La unión, como decíamos, siempre da sus frutos.

Para seguir en el camino de la colaboración y la aceleración, está previsto optimizar, entre otros, el software para base de datos IBM DB2 con BLU Acceleration, así como nuevas versiones de FFTW, GROMACS, NAMD, Quantum Espresso y SOAP3. Otro proyecto en mente de este consorcio consiste en liberar a los próximos Power System de la transferencia de datos entre unidad central de procesamiento y la unidad de procesamiento gráfico con PCI Express. ¿Cómo? Echando mano de NVLink, también de NVidia.

Más Power, mejores números

Hay más vida allá de Power S824L y existen propuestas que ya han sido materializadas. Dos recursos Power a tener en cuenta a nivel empresarial son los Power Enterprise Systems de hasta 8 y 16 sockets respectivamente, Power E870 y Power E880. Soporta un millar de maquinas virtuales con mayor seguridad, más de 1.500 threads o hilos de jecución y 16TB de memoria. Por su parte, los Power Enterprise Pools están preparados para casi cualquier propuesta en cloud, incluidas las híbridas, dando respuesta a posibles cambios con una total flexibilidad y disponibilidad.

Otras soluciones, como el IBM Data Engine para NoSQL y su combinación de software de Redis Labs, Ubuntu Linux de Canonical, FPGAs de Altera eI BM CAPI se equipararían en funcionamiento a 24 servidores basados en Intel. Siguiendo con las comparaciones, el nuevo IBM Data Engine para Analytics– Power Systems Edition maximiza el valor de las inversiones en almacenamiento al utilizar tan sólo una tercera parte del espacio, según calculan sus creadores, que necesitarían alternativas x86 clásicas en implementaciones Hadoop. Para ello emplea Elastic Storage y Plaform Computing junto a POWER8.

Los cálculos hablan también de que la generación actual de sistemas Power duplica la potencia por socket y que, a la hora de trabajar con Big Data, aumenta el rendimiento unas ocho veces. Con estos datos se concluye que la actividad en torno a OpenPOWER forma parte de una nueva forma de impulsar velocidad a los negocios. En un momento en el que la cantidad de información se desborda y existe la necesidad de gestionarla en tiempo real y poder mejorar la toma de decisiones, contar con tecnología que acelere los procesos es imprescindible y es la clave de la diferenciación en el mercado.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor