IBM revoluciona su estrategia para desafiar a la crisis

El Gigante Azul propone las nuevas bases para afrontar el futuro de las infraestructuras tecnológicas en su adaptación a las crecientes necesidades de manejo de la información. El cloud computing será la pieza clave para ello.

El modelo de las infraestructuras tecnológicas ha cambiado radicalmente durante los últimos años debido sobre todo a Internet.

logo_ibm.jpg

La Red ha permitido interconectar un mayor número de dispositivos, pero esto ha supuesto un incremento exponencial en el volumen de datos que ha de manejarse.

De hecho, tal y como indica IBM, cada día se generan unos 15 petabytes de nueva información (1 petabyte = 1.024 terabytes) en todo el mundo, por lo que es necesario ofrecer nuevos modelos más dinámicos para manejar esta demanda.

Dichos modelos deben proporcionar todo lo necesario para poder integrar las infraestructuras digitales y las físicas, así como pode gestionar, almacenar y analizar los crecientes volúmenes de información. Sin embargo, a la vez que se proporcionan estas características, también necesitan reducir las ineficiencias producidas en este mundo interconectado.

En este sentido, destacan de forma negativa los costes producidos en los centros de datos, tanto a nivel energético como de espacio, que se han multiplicado por 8 desde 1996. Esta ineficiencia es tal que un servidor distribuido tan sólo se aprovecha en un 15%.

El Gigante Azul, en base a la experiencia y los múltiples estudios llevados a cabo entre sus clientes, ha presentado sus nuevas soluciones ideadas para integrar las infraestructuras físicas y digitales.

Es el caso de IBM Service Management Industry Solutions, específicamente pensados para los sectores de las telecomunicaciones, banca, electrónica, servicios e industria y cuya principal característica es la centralización de la infraestructura, incorporando nuevas tendencias como las relacionadas con la radiofrecuencia (RFID).

Sin dejar de lado la integración de infraestructuras físicas y digitales, IBM también incorpora a su portfolio Service Management Implementation Enhancements & Accelerator, para implantar estrategias de gestión de servicios, Consultoría de gobierno, ideado para minimizar los riesgos durante los posibles cambios de negocio, y otros servicios como Tivoli Service Automation Manager y Tivoli Key Lifeclycle Manager.

Por otro lado, también ha querido renovar sus tecnologías relacionadas con el almacenamiento de los datos. De esta forma, los clientes se podrán encontrar con las soluciones IBM TS7650 Deduplication Appliance, para eliminar los datos redundantes, XIV Storage System, ideado para almacenar más fácilmente la información de las aplicaciones tradicionales, Full-Disk Encryption, para potenciar la seguridad gracias a sistemas de auto-cifrado automático…

Estos son solo algunos ejemplos de la iniciativa que IBM acaba de proponer para llevar a cabo la convergencia entre infraestructuras digitales y físicas, negocio que, según IDC, podría mover en torno a los 122.000 millones de dólares en 2.012.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor