IBM y ARM, en busca de los 14 nanómetros

InnovaciónInvestigación y DesarrolloMovilidadPCProveedor de ServiciosProyectosRedes inalámbricasSmartphonesWorkspace
0 0 No hay comentarios

Aunque llevan colaborando conjuntamente desde 2008, el Gigante Azul y ARM extenderán sus lazos para desarrollar nuevos chips más eficientes y de reducido tamaño con el objetivo de conseguir diseños basados en tan sólo 14 nanómetros y batir records de miniaturización.

IBM y ARM han confirmado la extensión de su colaboración en el desarrollo de chips para dar respuesta a una industria que demanda con mayor fuerza diseños más eficientes y diminutos para ser implementados en las siguientes generaciones de dispositivos móviles.

Las futuras generaciones de dispositivos móviles consumirán menos energía pero serás mucho más potentes
Las futuras generaciones de dispositivos móviles consumirán menos energía pero serás mucho más potentes

Las dos compañías llevan desde 2008 trabajando codo con codo en este apartado y han conseguido mejorar factores de gran importancia como la densidad de los semiconductores en el chip, técnicas de fabricación, consumo de energía y rendimiento, siempre enfocados a niveles de 32 y 28 nanómetros. Ahora, el objetivo es llegar en un futuro no muy lejano a los 14 nanómetros, un nivel de miniaturización que permitiría un gran rendimiento de los chips con un consumo energético muy reducido.

Y es que el mercado de smartphones y Tablet PC está emergiendo con una fuerza inusual para dejar el segmento de ordenadores portátiles y sobremesa en un segundo plano, por lo que este esfuerzo en I+D se verá recompensado rápidamente. Para IBM, “los procesadores Cortex de ARM han conseguido situarse a la vanguardia en el segmento de smartphones y además tiene un gran futuro por delante, por lo que tenemos planeado seguir trabajando estrechamente con ARM para desarrollar aún más esta plataforma”.

Grandes fabricantes están demostrando continuamente su interés por la plataforma de ARM. Mientras que Microsoft anunció recientemente que lanzará una versión de Windows para esta arquitectura, los futuros Apple iPhone 5 contarán con procesadores de Qualcomm, que también están basados en tecnología de ARM.

Más aún, ARM no se dormirá en los laureles y tiene pensado acceder a un mercado tradicionalmente dominado por Intel, el de los servidores eficientes para soportar tareas de virtualización y cloud computing.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor