Iliad aumenta su beneficio neto un 80% en 2006

Empresas

Paralelamente, la compañía confirma que no presentará una oferta para la
cuarta licencia 3G en Francia, apostando en su lugar por WiMax.

Por última vez, Michaël Boukobza, director general saliente de
Iliad, ha anunciado los positivos resultados
de grupo para 2006. De acuerdo con las cifras oficiales, la compañía logró
durante el año pasado un incremento de su beneficio neto del 79,9%, hasta los
123.900 millones de euros

Por lo que respecta a su resultado operacional, registró un aumento similar
del 72%, hasta los 185,2 millones, mientras que la cifra de negocios alcanzó los
950,3 millones de euros, lo que representa un crecimiento del 31,2% frente a las
cifras del año anterior.

Estas positivas cifras se han visto impulsadas por la división de Internet de
la compañía, que se concreta en su filial Free,
quien a finales del pasado mes de diciembre contaba con 2,278 millones de
abonados ADSL, lo que le otorga el segundo puesto en el mercado francés por
detrás de Orange.

Por su parte, el cash flow generado por esta actividad se elevó a 281
millones de euros en el conjunto de 2006, dando un free cash flow negativo de
5,2 millones. En cuanto a las inversiones netas, éstas han representado 284
millones de euros.

Entre los objetivos de Free para el conjunto de este año figura conseguir 2,8
millones de abonados ADSL, a la
vez que continúa incrementando la proporción de abonados dispersos hasta el 80%.

Por lo que respecta a la posible venta de
Club-Internet, el grupo aún no se ha
pronunciado.

Sí se ha manifestado, por el contrario, en lo que respecta a sus ambiciones
en relación con la fibra óptica. En esta línea, la compañía prevé lanzar su
oferta el próximo mes de junio en los barrios del este y el sur de Paris, y ha
anunciado unas inversiones de 150 millones este año, que se aumentarán hasta mil
millones de aquí a 2012.

3G no, WiMax sí

En relación con el controvertido asunto de la cuarta licencia de
3G en Francia, Iliad ha confirmado
que no cambiará de decisión, al menos por el momento. Si bien la compañía está
muy interesada en obtener la concesión, las condiciones financieras impuestas
por el gobierno ?de 619 millones de euros? no son aceptadas por el grupo.

Así, el grupo condiciona su oferta a una flexibilización del importe que el
gobierno ha rechazado aludiendo cuestiones de igualdad ante la ley. ?Iliad ha
decidido no responder salvo si el precio se revisa a la baja, si es escalonado
en el tiempo o si encontramos un socio suficientemente creíble y fuerte?, ha
señalado Michael Boukobza.

Es cierto que, tras haber invertido en fibra,
WiMax y Club-Internet, el grupo
no está en condiciones de afrontar el coste de la licencia, al que habría que
añadir el del despliegue de la red, que podría suponer entre 500 millones de
euros y 3.000 millones.

De momento, la única compañía que ha manifestado su interés en esta alianza
con Iliad ha sido el operador de cable
Numericable Noos.

Sin embargo, el grupo continúa con su apuesta por la tecnología WiMax ?de
hecho es el único que posee una licencia WiMax nacional?, y ha anunciado que
lanzará una experiencia con esta tecnología a lo largo del año.

Esta tecnología, mucho más flexible que Wi-Fi, podría imponerse rápidamente
como la norma de banda ancha sin hilos en las ciudades, con lo que competiría
directamente con la tercera generación de telefonía móvil, la 3G, que también
permite Internet móvil, aunque a una velocidad inferior.

Fuente
original

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor