Intel Westmere: primer contacto con los Clarkdale

ComponentesWorkspace
0 0 4 comentarios

Cuando faltan unos días para su lanzamiento oficial en el CES, medios especializados han publicado las primeras pruebas de referencia de los microprocesadores de nueva hornada de Intel de nombre en clave “Westmere”, los primeros de la industria fabricados en procesos de 32 nanómetros. Ya los conocéis: “Clarkdale” para ordenadores de sobremesa y “Arrandale” para portátiles.

Intel prepara el lanzamiento masivo de la nueva generación de procesadores Westmere de la que os vemos venido hablando en los últimos meses. Nueva microarquitectura con el objetivo de reducir el tamaño de los chips, los costes de fabricación y el consumo, con un diseño novedoso en Intel incluyendo en la misma die, la CPU, la controladora de memoria y la GPU (45 nm) con interconexión interna al puerto PCIe para evitar el habitual Northbridge en el chipset.

Para el mercado de sobremesa serán seis modelos Clarkdale los comercializados: Cuatro Core i5 serie 670, 661, 660 y 650, más dos Core i3 modelos 530 y 540. Todos cuentan con dos núcleos y cuatro hilos de procesamiento nativo con tecnología Hyper-Threading, 4 Mbytes de caché de tercer nivel y soporte en doble canal para memorias DDR3 hasta 1333 MHz.

Los Core i5-6xx cuentan con función TurboBoost para elevar las frecuencias de los respectivos modelos (3,46, 3,33, 3,33 y 3,20 MHz) aproximadamente un 10% sobre el nominal con el tope de gama 670 alcanzando 3,73 MHz. Los dos Core i3 5xx tienen frecuencias fijas de 2,93 y 3.06 MHz.

Para el socket LGA-1156 mantendrán compatibilidad con el chipset P55 aunque estarán apoyados por tres nuevos integrados: Q57, H55 y H57. En cuanto al procesador gráfico IGP tiene una frecuencia del núcleo de 733 MHz (extendido a 900 MHz en el modelo Core i5 661) es capaz de manejar hasta 1,7 Gbyte de memoria, resolución máxima de 2560 x 1600 píxeles y tiene soporte para DirectX 10, Open GL 2.1 y Shader Model 4.0.

En las pruebas de referencia que hemos podido leer en sitios especializados que han tenido acceso previo a alguno de los modelos como HotHardware, Anandtech o PCPerspective, destacan el gran rendimiento de los Clarkdale analizados, convirtiéndose de largo en los doble núcleo más potentes del mercado gracias a su gran frecuencia de trabajo y sus cuatro hilos de procesamiento con Hyper-Threading.

Sobre el rendimiento de la gráfica integrada (probada la más potente del Core i5 661) destacan que cumple sobradamente con aplicaciones ofimáticas, multimedia y decodificación de video de alta definición. También en juegos que no necesiten grandes requerimientos ni altas resoluciones. En cuanto al consumo, también destaca positivamente siempre y cuando no añadamos gráficas dedicadas adicionales.

En lo negativo resaltan el alto precio de venta y la incapacidad de la gráfica para manejar los modernos juegos 3D que siguen necesitando gráficas dedicadas de ATI o NVIDIA. En resumen (a bote pronto y a falta de más pruebas), una plataforma muy equilibrada, especialmente dirigida a equipos de gama media compactos y de bajo consumo con gran potencia de proceso, pero que perderá su atractivo si necesitas incluir gráficas adicionales ya que el precio quizá no compense y soluciones basadas en un Phenom II X4 estarán al mismo coste.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor