Internet Explorer se apunta a la moda del “Do Not Track”

NavegadoresProveedor de ServiciosProyectosSeguridadWorkspace

La próxima versión del navegador de Microsoft, IE 10, incorporará por defecto la funcionalidad anti-seguimiento a través de cookies.

Cuando todavía revolotean los rumores de que Internet Explorer 10 integrará Adobe Flash Player en su versión para tabletas, Microsoft ha confirmado otra funcionalidad adicional: “Do Not Track”. En concreto, ha anunciado que esta característica ya presente en el actual IE será activada por defecto en el nuevo navegador de la compañía.

“Creemos que los consumidores deben tener más control sobre cómo se rastrea, comparte y usa la información sobre su comportamiento online”, ha explicado el gigante de Redmond, que ha intentando calmar los ánimos de los anunciantes comentando que la publicidad personalizada a través de Internet es “una parte importante” de la economía actual y “un valor” añadido para los consumidores. Y “esperamos que muchos usuarios vean este valor y hagan una elección consciente a la hora de compartir información para recibir contenido publicitario más personalizado. Para nosotros, ésa es la diferencia clave”.

Y es que “Do Not Track” tiene como objetivo prioritario devolver a los internautas el dominio sobre su privacidad y limitar el rastreo de los datos de su navegación web a través de cookies si así lo desean. En el caso de Microsoft, algunos lo han interpretado como un ataque directo a uno de sus rivales tradicionales: Google.

Obviamente el sistema no funcionará si los dueños de las páginas web no colaboran, ya que éste se basa en enviar mensajes a los sitios que visitan los usuarios en los que se comunica que prefieren no ser rastreados. Una petición que a día de hoy no es de obligado cumplimiento y que está siendo promovida por el World Wide Web Consortium (W3C)

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor