Italia espía a sus ciudadanos

EmpresasOperadoresRedes

El ministro de Justicia italiano ha reconocido que gran parte de las conversaciones telefónicas de sus ciudadanos son escuchadas y propone una normativa más estricta.

Las conversaciones telefónicas en Italia son cada vez menos privadas. Un número considerable de sus ciudadanos ha sido objeto de escuchas telefónicas, como reconoció ayer el ministro de Justicia del país transalpino, Angelino Alfano.

Así, como se recoge en una información publicada por Ecodiario.es, Alfano propone que las llamadas privadas sólo puedan ser escuchadas en el marco de investigaciones relacionadas con el crimen organizado y el terrorismo. De este modo, se limitaría el uso que los medios de comunicación pueden hacer de las grabaciones, impidiendo que se filtren a la prensa conversaciones asociadas a investigaciones en curso.

Para que esta propuesta no se quede únicamente en buenas palabras, la nueva normativa castigará, en caso de ser aprobada, con penas de cinco años de cárcel a los infractores, según recoge hoy El País.

Los escándalos telefónicos no se limitan a Italia. En las últimas semanas, las escuchas han protagonizado también la actualidad informativa de Alemania. Deustche Telekom acaba de reconocer que ha espiado a periodistas y directivos de la firma, avivando el debate sobre los límites de lo que se puede oír y lo que no.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor