iTraq: el dispositivo de seguimiento y localización que no necesita GPS

Seguridad
0 0 No hay comentarios

Hay objetos, personas (nuestros pequeños y nuestros mayores), animales… que no queremos extraviar y en ocasiones la solución más adecuada es emplear alguna de las variadas soluciones de seguimiento, localización, rastreo… por GPS. Pero incluso esto puede llegar a ser un inconveniente precisamente por la propia naturaleza del GPS. Una alternativa es la que propone iTraq el optar por emplear la tecnología celular para la localización de sus dispositivos.

Antes de la era del smartphone era lo más cercano que llegamos a disponer para localización geográfica, aunque con un margen de error de centenares de metros e incluso algún kilómetro, y siempre dependiendo de la proximidad de estaciones base de telefonía móvil, que era el método que se empleaba para triangular la posición. El A-GPS fue un paso intermedio y ahora todos llevamos uno de estos dispositivos en el bolsillo, integrado en el teléfono móvil. Pero necesitamos precisamente ese dispositivo.

No siempre resulta adecuado colocar un móvil en la mochila de nuestro hijo por si (Dios no lo quiera) se extravía, o en el collar de nuestra mascota por si un día echa a correr en busca de aventuras y no hay forma de localizarlo. Incluso en el caso de que lo consigamos se tratará de un dispositivo abultado y sobre todo con unas necesidades energéticas que trascienden la tranquilidad que puede suponer iTrack, un dispositivo apenas del tamaño de una tarjeta de crédito y sólo un poco más grueso, que permite la geolocalización con algo menos de precisión que el GPS de un móvil pero a cambio de ocupar menos espacio y requerir menos energía. Esto se consigue debido a la mencionada triangulación de señal empleando como referencia las estaciones base de telefonía móvil a las que se conecta, y por tanto necesitando menos energía y a cambio permitiendo muchas más horas de uso.

iTrack ya viene con su propia batería cargada y su propia tarjeta SIM de prepago y no hay que hacer nada más durante los próximos tres años para poder localizar este dispositivo que por su tamaño y forma y por presentar una pequeña ranura para sujeción es de una gran versatilidad.

El usuario recibirá una señal que indica la posición con la frecuencia deseada, desde una vez al día a una vez cada hora. La batería tiene una autonomía que totaliza 1.500 de estas conexiones así que tú mismo puedes calcular los años (o días) que podrán pasar hasta que tengas que recargar a iTrack. Y para conseguirlo lo único que necesitarás es que se encuentre cerca de cualquier antena de telefonía móvil.

itraq

Como hemos dicho el margen de error es superior al de un GPS convencional pero al menos te permitirá saber si tu hijo está en el colegio o en el centro comercial, si tu coche está aparcado en tu garaje o en un desguace en los “afuerarradios” de la ciudad.

Cuando la baterías se agota puedes reemplazarla por otra y pagar por un nuevo período de servicio, lo que te costará $49. iTraq estará a la venta en agosto de este año.

vINQulo

iTraq en Indiegogo

 

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor