La actualización del Samsung Galaxy Gear instala Tizen

Empresas
0 0 No hay comentarios

Empezamos a descubrir los verdaderos planes de Samsung con Tizen. Aunque en un principio se creía que iba a ser el plan B de Samsung frente a Android en smartphones y tablets, parece que su punto de mira son definitivamente los smartwatches y otros wearables. La última actualización del Galaxy Gear instala Tizen y borra todo rastro de Android.

Con la aparición del Galaxy Gear 2 y Gear 2 Neo el énfasis en Tizen en lugar de Android se veía ya claramente, pero parece que con la llegada de Android Wear, Samsung quiere eliminar cuanto antes Android de sus smartwatches. De esta forma, el primer smartwatch de Samsung, el Galaxy Gear, cuenta con una nueva y contundente actualización.

Al instalarla, se borrará no sólo todo rastro de Android, sino también todos los datos del dispositivo, dejando únicamente Tizen y la sensación de que Samsung te obliga a usar un dispositivo que no es lo que habías comprado en un principio.

Si ya resultó polémico el hecho de su compatibilidad inicial únicamente con algunos modelos de smartphone Samsung, este último cambio resulta bastante hiriente. Sí, porque al actualizar, además de perder todos tus datos, tendrás que aceptar que varias aplicaciones no vayan a funcionar y no sean compatibles.

Aunque quizás el hecho de centralizar en Tizen tiene bastante sentido, no sólo por algunas ventajas de funcionalidad que ahora tendrá también el Galaxy Gear, sino para que los desarrolladores puedan crear aplicaciones que valgan para toda la gama Gear de Samsung.

Pero aún así, un cambio tan drástico resulta algo desconcertante y deja a los usuarios con la duda de si al final emerge Android Wear como ganador, todo lo que acumulen en Tizen desaparezca en un momento a golpe de actualización. ¿Qué os parece, ha hecho Samsung lo correcto?

vINQulos

SamMobile

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor