La Comisión Europea investiga el negocio de discos duros

Datos y AlmacenamientoProveedor de ServiciosProyectosSector Público

Bruselas ha abierto dos investigaciones para esclarecer si las recientes adquisiciones de Hitachi por parte de Western Digital y de la división HDD de Samsung por Seagate atentan contra la libre competencia en el sector de discos duros.

El pasado mes de marzo Western Digital se hizo con la división de almacenamiento de Hitachi por 4.300 millones de dólares. Tan sólo un mes después, Seagate alcanzaba un acuerdo con Samsung para hacerse con su línea de discos duros por 1.375 millones de dólares.

Estas dos operaciones han provocado las sospechas de la Comisión Europea, que teme por la libre competencia del mercado de fabricantes de discos duros.

Por esta razón, los organismos reguladores de Bruselas han abierto dos investigaciones para examinar minuciosamente los términos de ambas adquisiciones y sus consecuencias, con el objetivo de esclarecer si atentan contra el libre mercado.

La compra de la división de almacenamiento en disco de Samsung refuerza el liderazgo de Seagate en este sector
La compra de la división de almacenamiento en disco de Samsung refuerza el liderazgo de Seagate en este sector

Desde la Comisión destacan que antes de que se produjeran estos acuerdos el mercado de discos duros contaba con cinco competidores, mientras que ahora tan sólo son tres compañías (Seagate, Western Digital y Toshiba) las que compiten en este sector.

La investigación tratará de determinar si los acuerdos Samsung-Seagate y Western Digital-Hitachi “preservan una competencia efectiva y si se fomenta la innovación“, según ha apuntado Joaquín Almunia, responsable de competencia de la Comisión Europea.

La CE teme que con el nuevo panorama de este sector, Seagate aumente su posición de liderazgo y puedan existir restricciones a la entrada de nuevos fabricantes de forma que “se redujera aún más la competencia”, según explica Almunia.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor