La estación espacial internacional abandona Windows y se pasa a Linux

ComponentesWorkspace
0 0 2 comentarios

Las ventanas de colores abandonan el espacio en beneficio del pingüino. La estabilidad y fiabilidad del sistema operativo de código abierto a convencido a la alianza internacional que mantiene operativa la ISS en detrimento del software de Microsoft.

La propia enunciación de los motivos ya supone un varapalo para la compañía de Redmond porque sirve precisamente para poner en duda la estabilidad y la fiabilidad de Windows.

Esta decisión afecta a docenas de portátiles que dejarán de usar Windows XP para recibir Debian 6, que es la distribución de Linux elegida para los equipos informáticos a bordo de la ISS. Una de las principales razones para este cambio, según manifiestan desde la United Space Alliance, tiene que ver con la facilidad para gestionar el control de manera interna, poder efectuar los ajustes, adaptaciones o parches sin tener que recurrir a servicios externos, como sucedería en el caso de necesitar efectuar modificaciones en Windows, que siempre dependerían de Microsoft.

En cuanto a las posibles incidencias relativas a la seguridad ya en 2008 un cosmonauta ruso que conectó su portátil a la intranet de la estación espacial internacional contagió al resto de equipos del virus W32.Gammima.AG del que estaba infectado… algo que con Linux no habría sucedido.

Ahora el reto es hacer la transición de todos estos equipos que llevan años gestionando el control de la ISS con software ideado para Windows para transformarlo en Linux mientras evidentemente todo sigue en funcionamiento.

vINQulo

Extreme Tech

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor