La multa por el caso Street View a Google incluye trabajo social

EmpresasSeguridad

El gigante de Mountain View deberá educar en temas de seguridad a empleados y usuarios.

Google debe pagar 7 millones de dólares en concepto de multa por haber recopilado y almacenado datos Wi-Fi a través de sus coches de Street View durante años.

Pero no será el único castigo que se impondrá a la compañía.

Google ha acordado con las autoridades judiciales dedicar una semana al año a un evento dirigido a asuntos sobre seguridad, ofrecer a los empleados programas de certificación sobre privacidad y educarles sobre asuntos relativos a la seguridad.

Además, deberá crear un vídeo para YouTube en el que se explique a la gente cómo cifrar los datos en sus redes Wi-Fi. Deberá mostrar esta publicidad educativa durante dos años en la web y en forma de anuncio en los principales periódicos de los Estados implicados en el litigio.

Pedir a Google que eduque a los consumidores sobre privacidad es como pedir al zorro que enseñe a las gallinas a asegurar la seguridad del gallinero”, ha dicho un representante de los intereses de los consumidores a The New York Times.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor