La nube híbrida es un hecho, pero hay que saber orquestarla

CloudGestión CloudIaaSPaaS

Fujitsu anuncia su estrategia para dar respuesta a la creciente complejidad a la hora de usar múltiples nubes y servicios como su Cloud Service K5.

Seis meses después de poner en marcha Cloud Service K5, Fujitsu ha anunciado su estrategia para facilitar la orquestación de servicios basados en la nube.

Todo lo relacionado con la nube ha explotado, por fin, en España. Si el negocio generado en el sector tecnológico crece a un ritmo del 3% anual, el sector cloud lo está haciendo más allá del 20%, lo que significa que las organizaciones están adoptando la nube de forma masiva.

Sin embargo, esto también crea problemas a los administradores, que deben afrontar la gestión de entornos múltiples. Según Fujitsu, las grandes organizaciones hacen uso de un promedio de más de 1.000 servicios cloud, lo que supone que necesiten profesionales cualificados para orquestar tal magnitud de aplicaciones.

Tal y como explicaba Máximo Petitto, director de Desarrollo Cloud de Fujitsu, esta disrupción digital “es comparable a la revolución industrial, donde se crearon nuevos negocios como el vapor, la electricidad, etc.” En la actualidad ocurre algo similar con la tecnología, obligando a las empresas a reorganizarse y cambiar rápidamente para no perder su competitividad en los mercados.

Por ello, el fabricante tiene claro que es necesario afrontar estos cambios con la nube como base, pero siempre haciéndolo de forma personalizada, en función de las necesidades,  características y madurez de cada compañía. Aquí entran en juego los servicios gestionados que proporciona Fujitsu, divididos en varias modalidades en función de cada cliente:

  • Tradicional: Basada en las plataformas robustas ya existentes.
  • Estándar: El primer paso hacia la nube, sin cambios radicales y con un cloud alojado.
  • Racionalizada: Se implantan los servicios a medida que se produce la transformación y se llevan las aplicaciones la nube, principalmente a servicios públicos como Microsoft Azure, Oracle Cloud, AWS y Cloud Service K5.
  • Dinámica: Aquí todo está enfocado en las soluciones, como microservicios orientados a la evolución económica de las organizaciones. El cloud ya es nativo.

Lo que diferencia a Fujitsu de otros proveedores, asegura Petitto, es su capacidad y sus herramientas para orquestar todos esos servicios de forma integrada, a pesar de que sean de múltiples fuentes. Según un estudio de Forrester, el 77%  de las compañías consideran necesario un portal único con el que controlar los diferentes entornos de alta criticidad o alta prioridad. “Creemos que las empresas deben buscar un partner perfecto en TI híbrida, para poder optar a implantar servicios precisos que impulsen sus estrategias en la nube de forma unificada y le conduzcan al éxito”, apuntaba el directivo.

Máximo Petitto, director de Desarrollo Cloud de Fujitsu
Máximo Petitto, director de Desarrollo Cloud de Fujitsu

Hay que tener en cuenta que Cloud Service K5, la oferta de nube de Fujitsu, es la base de su estrategia, pero no la única alternativa que ofrece. El objetivo es facilitar a los clientes la orquestación de cualquier entorno multicloud, incluyendo los de terceros fabricantes.

Al ser preguntado por Silicon, Petitto explicaba que Cloud Service K5 está creciendo bien en España y ya cuentan con diversos clientes. A nivel local disponen de dos centros de datos para suministrar principalmente nube pública, pero también privada si así lo requieren los clientes. Todo ello conectado con redes de alta velocidad para no limitar la calidad de los servicios cloud. “Pero sí, nuestro cometido es aportar capacidades de orquestación unificadas desde la misma consola de forma independiente de las nubes que usen las empresas”, finalizaba.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor