La nube, ¿un obstáculo para el código abierto? ¡No lo creo!

CloudERPSistemas OperativosSoftwareWorkspace
0 0 No hay comentarios

John Newton, Presidente y CTO de Alfresco Software, nos habla sobre las dudas que se pueden generar en la comunidad de desarrolladores open source a la hora de desplegar soluciones en la nube. Asegura que tiene “más fe que nunca” en el código abierto como medio para encaminar estas oportunidades.

Hay quienes tienen dudas sobre si la nube tendrá algún impacto en el proceso de crecimiento del código abierto. Por ejemplo, mi socio y miembro del Consejo de AIIM, Lubor Ptacek de OpenText sugiere en sus predicciones para 2012 que “el Gran Movimiento de Código Abierto entrará en la fase del Abismo de desilusión en 2012, por gentileza de la nube”. Supongo que Lubor se refiere a la gestión de los contenidos en la nube, porque la nube está basada en código abierto. ¿Sistema operativo? ¡Código abierto (Linux en el caso de LAMP)!, ¿Base de datos? ¡Código abierto!, ¿Servidor web? ¡Código abierto!, ¿Big Data? ¡Código abierto!, ¿Desarrollo de aplicaciones? ¡Código abierto! La nube se basa en código abierto y no en OpenText, ni en Oracle, IBM o Microsoft. Doy por hecho que se está refiriendo al código abierto que ha supuesto una amenaza para su negocio de ECM o gestión de contenidos empresariales (OpenText) o WCM o gestión de contenidos web (Vignette) y, por lo tanto, se refiere a Alfresco para ECM y a Drupal y Joomla para WCM.

En Alfresco, el código abierto no supone en absoluto un ciclo de sobreexpectación del “abismo de desilusión”; más bien parecemos estar ante la “rampa de revelación”. Nuestra plataforma de la Comunidad de Código Abierto continúa creciendo a buen ritmo gracias a los nuevos lanzamientos, como el nuevo Alfresco 4. Se han realizado más de 3,5 millones de descargas de Alfresco y el número de instalaciones de la Comunidad alcanza las seis cifras. Como negocio, las reservas aumentaron en un 60% respecto al año anterior en el cierre fiscal del último trimestre en noviembre. Este crecimiento se basa en unas cifras de ingresos significativas, no en números sin importancia, y somos en la actualidad la segunda mayor compañía de código abierto en volumen de ingresos tras Red Hat. Disponemos de un negocio real con más de 2.000 clientes importantes, que utilizan Alfresco para gestionar información crítica en distintos sectores de gran importancia. Si eso es desilusión, Lubor, no quiero pensar en qué pendiente se encontrará OpenText ahora mismo.

john newton Alfresco
John Newton es presidente y CTO de Alfresco Software

No hay nada que sugiera que la nube y el código abierto se excluyan el uno al otro. La nube está basada en código abierto y si el código abierto se ha estructurado para funcionar en la nube, lo hará. En Alfresco, hemos dedicado los últimos años a crear funciones de escalabilidad y multiservicio dedicado en el sistema Alfresco para garantizar que pueda funcionar en la nube. Este mes de enero hemos lanzado nuestra oferta de la nube y esperamos que entre en producción esta misma primavera. La nube se convertirá en un modo más de utilizar Alfresco, además de poder probar el producto antes de comprarlo. Ya he articulado los ejemplos de casos que consideramos que serán importantes al trabajar con la nube. Además, puesto que Alfresco es capaz de gestionar un sistema completo en una máquina virtual sencilla o una instancia de Amazon AWS, Alfresco ya se está utilizando en muchas implementaciones privadas y a petición. Lejos de ser una amenaza, ¡la nube se convierte en una grandísima oportunidad!

Así pues, en lugar de ser la propia nube una amenaza para el código abierto, supongo que Lubor se refiere a los servicios para compartir archivos basados en la nube como Dropbox, Box, Huddle, etc. Algunos de estos servicios se encuentran en el filo del ciclo de sobreexpectación y están obteniendo un importante balón de oxígeno a nivel de marketing como consecuencia de ello. No cabe ninguna duda de la popularidad de Dropbox, comparado con cualquier otro elemento de ECM, a los que supera en 50 millones de usuarios. Sin embargo, Dropbox se complementa a la perfección con Alfresco, y ese es el motivo por el que vamos a ofrecer una integración hacia y desde Dropbox en un futuro cercano. Box es una compañía con más aspiraciones como negocio si se compara con SharePoint, y aunque apenas tenemos presencia en el mercado actual, podríamos tenerla en el futuro. No obstante, Box no tiene nada que ver con SharePoint, ni con Alfresco ni con ningún otro sistema de gestión de contenidos, ya que carece de prestaciones importantes para la gestión de contenidos y documentos como los metadatos, el flujo de trabajo, las reglas y unas políticas más elaboradas. Veremos cómo evolucionan los servicios de gestión de archivos y de contenidos basados en la nube en los próximos dos años, basándonos en los ejemplos de uso que he citado anteriormente.

Como ocurre con otros sistemas privados locales, los servicios que ofrece el código abierto en la nube pueden suponer grandes ventajas respecto a los servicios cerrados basados en la nube. El código abierto no es ningún juguete, es el sistema elegido como primera opción por muchos gobiernos y organizaciones. El código abierto es transparente y usted sabrá exactamente cómo funciona. Al contrario de lo que ocurre con el software instalado en los servidores locales, usted no sabe cómo funciona el software en la nube, cómo se codifica o cómo se almacenan sus datos. Además, el código abierto no le obliga a limitarse al software que está utilizando, sea o no desde la nube. En su lugar, le ofrece la posibilidad de instalarlo en otro sitio sin coste alguno. El código abierto, como modelo de desarrollo, supone que la Comunidad está creando soluciones y extensiones nuevas, muchas de las cuales resultarán de gran utilidad para las soluciones basadas en la nube. Estoy deseando compartir algunas de ellas con usted en los próximos meses. Lejos de ser una desventaja, veo el código abierto como una ventaja distintiva dentro de la nube.

Considero una cuestión más interesante la manera en que los servicios de gestión de archivos basados en la nube y la gestión de contenidos de código abierto afectan al sector de ECM existente, ya de por sí muy castigado. Disfrutar de la flexibilidad que supone pasarse a la nube, incluso a una privada, ofrece nuevas oportunidades para explorar nuevas aplicaciones, escenarios de implantación y modelos de negocio. Por lo que sé, OpenText, Documentum y FileNet (corríjanme si me equivoco) no son capaces de funcionar en la nube. Todos ellos requieren la presencia de varios servidores que funcionan con distintas configuraciones complejas para lograr una sola instancia. Lo último que he oído es que OpenText presenta una configuración de URL frágil que no podría funcionar de ninguna manera en un entorno virtualizado como es la nube. Y parece ser que ni siquiera se ha certificado que EMC Documentum funcione con VMware. Dudo que vayamos a ser testigos de un servicio público de estos sistemas en lo que nos queda de vida. ¿Qué ejemplos de uso y oportunidades de negocio quedarían excluidos en este escenario?

Me parece que la “meseta de productividad” de ECM se está dispersando, lo que supone una amenaza para los pesos pesados y oportunidades para los nuevos. En realidad, estoy muy emocionado con la nube y con lo que puede aportar, y tengo más fe que nunca en el código abierto como medio para encaminar estas oportunidades.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor