La utilización de la firma electrónica en España es marginal

Empresas

Un nuevo informa asegura que menos del 1% de las empresas españolas utiliza la firma electrónica en su actividad de manera habitual.

Puede decirse que los intentos de implantación de la firma electrónica en España han fracasado. Esta es la principal conclusión del análisis sobre este segmento de mercado y su implantación que ha llevado a cabo Adverados.

A pesar de las ventajas de su adopción, los responsables del estudio consideran que puede decirse que la implantación de la tecnología ha fracasado en España. Lo mismo ocurre con el DNI electrónico que a pesar de que goza de un parque de 2 millones de lectores, es utilizado por menos del 1% de la población.

El informe constata que sólo un 5% del total de las compañías españolas emite facturas electrónicas con firma. De este porcentaje el 14% (lo que supone un 0,7% del total) extiende el uso del formato electrónico a todas las gestiones. El 36% admite utilizarlo para la mitad de sus facturas.

Las razones

El informe atribuye el fracaso de la firma digital en España a la complejidad de los sistemas y soluciones que se ponen a disposición del usuario.

Unas aplicaciones más sencillas e intuitivas podrían impulsar, según la compañía responsable del análisis que a su vez ofrece soluciones en este segmento, su adopción.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor