La élite tecnológica no lleva corbata

Empresas

La vestimenta del príncipe Carlos en un acto de Google demuestra la disparidad de dress code entre el mundo de los negocios tecnológicos y los otros negocios.

Un vistazo a las fotografías de las oficinas centrales de Yahoo! en las diferentes cuentas que sus trabajadores tienen en Flickr permiten descubrir que pocos o ninguno de ellos sigue el dress code imperante en las grandes corporaciones multinacionales. Fuera las corbatas y los trajes elegantes… bienvenido sea el look en el que cada uno de los trabajadores se viste como le viene en gana.
“En muchas empresas de tecnología se preguntaban: Quizás no es necesario venir con corbata, podemos venir con camiseta, incluso con nuestros bañadores, porque muchos estaban en California, incluso con su tabla de surf”, explicaba en una entrevista el fundador de la consultora Humor Positivo, Eduardo Jáuregui.
Las compañías punteras de este sector han dejado de lado la corbata y el look ejecutivo, como acaba de demostrar la última anécdota protagonizada por el príncipe de Gales, Carlos de Inglaterra. “Me siento demasiado vestido. Debería sacarme la corbata”, aseguró ante los medios de comunicación al descubir en qué se diferenciaba su aspecto de aquel de los demás asistentes.
El príncipe Carlos era uno de los invitados de honor de la conferencia anual Google’s Zeitgeist, donde varios asistentes honoríficos plantean cómo creen que va el mundo. Carlos de Inglaterra iba a hablar sobre la red y sobre sus proyectos, aunque acabó siendo noticia por su atuendo.
El resto de asistentes no llevaba corbata, incluidos otros miembros de otras casas reales, como recoge The Times. Los ejecutivos de las tecnológicas tienen su propio código de estilo.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor