La Ley de espionaje de EE.UU no blinda a las operadoras, de momento

Cloud

La cámara de representantes estadounidense desafió ayer al gobierno Bush al aprobar una Ley de espionaje “contra el terrorismo” que permite demandas contra las operadoras, que son acusadas de graves, repetidas y descaradas violaciones a los derechos a la privacidad de ciudadanos anónimos que no tienen nada que ver con actos terroristas.

Sin embargo, la votación no alcanzó los dos tercios de respaldo necesario para impedir el veto de Bush, que exige que las compañías de telecomunicaciones que participaron después del atentado del 11 de septiembre en un programa ilegal y secreto de espionaje en llamadas y correos electrónicos, tengan inmunidad retroactiva.

Bush y los republicanos advierten que sin esta inmunidad las operadoras dejarían de ayudar a la defensa de Estados Unidos y acusan a los demócratas de atentar contra la “seguridad nacional”.

Para los demócratas “es hora de rechazar las tácticas atemorizantes del Gobierno de Bush y promulgar una normativa hecha con cuidado”.

Todo está en el aire, la Ley se ha aprobado antes de dos semanas de receso y está por ver si la cámara y el congreso son capaces de acordar una normativa que pueda firmar Bush. Este lo tiene claro; bajo el paraguas de la “seguridad nacional” seguirá socavando incluso los derechos constitucionales de los ciudadanos.

vINQulos
Yahoo!

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor