La polémica por los despidos de Microsoft se recrudece

DespidosEmpresasGestión Empresarial

Algunos empleados y políticos siguen presionando a la compañía para que prescinda primero de sus trabajadores “no-americanos”.

Los recortes de personal de Microsoft siguen suscitando el debate. Tras las declaraciones del senador republicano Charles Grassley, a favor de los despidos de extranjeros, muchos otras figuras políticas y empleados americanos se han sumado a su propuesta.

En el marco del sector tecnológico las compañías que disponen del mayor número de visados H1-B como Intel, IBM o HP, están realizando un número mayor de despidos, lo que ha conseguido que el asunto se mantenga candente en Silicon Valley.

Antes incluso de que Microsoft anunciara la reducción de su plantilla en 5.000 personas algunos empleados anónimos ya hablaban en un blog interno de deshacerse de los trabajadores foráneos con visado. Los comentarios llegaron a ser francamente desagradables e incluso se tuvieron que censurar.

La compañía de Redmond pretende realizar entre 2.000 y 3.000 contrataciones en los próximos 18 meses, para compensar los recortes efectuados, según informa Bloomberg. Para avivar la polémica es muy probable que algunos de estos nuevos puestos se ocupen con visas H1-B, según ha afirmado Ginny Terzano, portavoz de Microsoft. “Los empleados despedidos no son siempre encajan bien en los nuevos puestos”, declaró.

Por otro lado, la recesión económica y el aumento del desempleo harán que a las empresas tecnológicas les resulte más difícil persuadir al gobierno americano para ampliar el programa H1-B, dirigido a atraer trabajadores extranjeros en campos como el científico-técnico.

Autor: apayo
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor