La Vía Láctea es el doble de grande de lo que pensábamos

Empresas

Científicos de la Universidad de Sydney no tardaron más que un par de horas en descubrir que el tamaño de la Vía Láctea era mucho mayor que el que se había estimado inicialmente.

Bryan Gaensle es el profesor de astrofísica que ha liderado una investigación que ha permitido demostrar que la espiral de la Vía Láctea tiene una dimensión de 12.000 años luz, y no de 6.000 años luz como se creía en las primeras estimaciones que ya se habían tomado como correctas.

De hecho, para su análisis no utilizaron complejo equipamiento, sino que volvieron a analizar datos concretos que ya estaban disponibles y que les permitieron llegar a esta conclusión. “Usamos datos de los pulsares: estrellas que se iluminan con un pulso regular”, explicó el profesor Gaensler. “A medida que la luz de esos pulsares viaja hacia nosotros, interactúa con electrones que se encuentran dispersos entre las estrellas, lo que hace que la luz se ralentice”.

A partir de ahí su equipo logró deducir que el tamaño de nuestra galaxia es mucho mayor del que los científicos pensaban, toda una sorpresa tanto por la conclusión como por la forma en la que fue obtenida.

vINQulos

USYD

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor