Las 3 características de los grandes líderes

EmpresasGestión Empresarial

Libertad, valentía y humildad.

Especial desde Orlando

Hay quien define a Polly LaBarre como “la voz provocadora e inspiradora de los negocios y la innovación”. Ella prefiere definirse como escritora, pensadora, storyteller y empresaria.

Sea cual sea el axioma que mejor se le ajusta, lo cierto es que LaBarre es una de las expertas sobre liderazgo más reconocidas del momento en los Estados Unidos.

Durante su intervención en el evento Women in Technology en el marco del Citrix Synergy 2015, ha compartido su visión sobre cómo deben de gestionarse las empresas más innovadoras del momento.

La que es miembro fundador de la revista FastCompany considera que se trata de la suma de 3 ingredientes. El liderazgo en la empresa del siglo XXI tiene que ver con la libertad, con la valentía y con la humildad.

Libertad no significa divertimiento, advierte, “es una cuestión de estrategia”. Y en su opinión tiene que ver con la eliminación de las jerarquías, la confianza en los empleados al permitirles ser independientes para elegir los compañeros con quien trabajar y con los incentivos a los líderes. “Premia a los líderes dependiendo del número de seguidores que tengan”, recomienda LaBarre, siguiendo el modelo de liderazgo sin jerarquías que ha llevado a la fama a Terri Kelly, presidenta y CEO de W.L. Gore & Associates.

“Las reuniones [en W.L. Gore & Associates] son voluntarias. Si no va nadie es que no eres un líder”, concluye.

El componente de valentía hace referencia al atrevimiento a experimentar. Para esto hay que partir de la premisa de que los fracasos, lejos de considerarse un como estigmas para la corporación, deben percibirse como la demostración de que se ha intentado y por tanto como experiencia, un elemento de valor añadido.

La valentía también tiene que ver con la rebeldía para LaBarre. “La creatividad trata de irreverencia” muchas veces.

En último lugar, y en lo que respecta al aspecto más personal de los líderes, la experta considera que deben ser incansables aprendices, humildes y capaces de cuestionar sus capacidades de adaptarse a los cambios. “Pregúntate sobre tu capacidad de adaptación a los cambios y sé humilde, de lo contrario no aprenderás nada”, advierte.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor