Las empresas tecnológicas “deben hacer más” contra el extremismo

LegalRegulación

El último informe del Consejo de Derechos Humanos del Foro Económico Mundial advierte que las empresas tecnológicas corren el riesgo de una regulación gubernamental que limitará la libertad de expresión.

Las firmas tecnológicas, como Facebook y Twitter, deberán ser más agresivas al abordar el extremismo y la desinformación en sus plataformas si quieren evitar la acción de los gobiernos, tal y como ha especificado el Foro Económico Mundial.

El informe del Consejo de Derechos Humanos del Foro Económico Mundial ha advertido que las empresas tecnológicas corren el riesgo de enfrentarse a una regulación gubernamental que limitará la libertad de expresión a menos que “asuman un papel más activo de autogobierno”.

El organismo recomienda que las compañías realicen revisiones internas más exhaustivas sobre cómo evitar un uso indebido de sus servicios y que implementen una supervisión más humana del contenido. El estudio se suma a multitudinarias voces que piden a los gigantes de Silicon Valley que acaben con la propagación de material violento por parte de los militantes del Estado Islámico y el uso de sus servicios por supuestos propagandistas rusos.

Google, Twitter y Google están bajo el ojo de los legisladores de EEUU estos días, dado que sus consejos generales tendrán que testificar ante tres comités del Congreso de EEUU por las supuestas interferencias rusas en las elecciones presidenciales estadounidenses de 2016.

Por su parte, el Parlamento alemán aprobó en junio un plan para multar a las redes sociales hasta con 50 millones de euros si no eliminan las publicaciones de odio con rapidez, una ley que según el informe del Foro Económico Mundial podría llevar a aniquilar cantidades masivas de contenido.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor