“Las redes sociales necesitan menos fashionismo y más usabilidad”

AppsEmpresasMovilidadRecursos HumanosSoftware

Las redes sociales corporativas permiten agilizar procesos y conseguir una mayor eficiencia.

Para Lluís Font, CEO de Zyncro, las redes sociales son un fenómeno que existe desde hace miles de años: los mercaderes contaban ya con su propia red de contactos para llevar a cabo los negocios. Es un concepto que tiene que ver con la psicología social, algo inherente a la condición humana.

La compañía ha presentado hoy en Madrid su “Manual de buenas prácticas en redes sociales corporativas” en ComunicaMAD, una jornada organizada por la compañía. Font ha sido el encargado de iniciar la jornada, y lo ha hecho con una pregunta. “¿Qué estamos haciendo con las redes sociales a nivel corporativo?”, se ha cuestionado. La respuesta, es nada, “porque usamos tecnologías unidireccionales”.

Para empezar, hay que deshacerse de algunos mitos arraigados y dejar de ver este tipo de sites “como un peligro”. Lejos de eso, resultan la fórmula perfecta para fomentar la productividad y a un coste mínimo. “Las redes sociales aportan un valor añadido a la empresa”, ha aseverado.

Font ha presentado un ejemplo de un site social corporativo. Se introduce desde microblogging, por su utilidad y agilidad, archivos intercambiables, la posibilidad de hacer grupos en función de proyectos, clientes o partners y como no podía ser de otra forma la integración de las aplicaciones que más interesen.

Para el responsable de Zyncro, todos los miembros de una empresa deben ser capaces de usar estas herramientas corporativas, y por eso se intenta que la herramienta exija un aprendizaje cero. Tiene que primar la utilidad sobre el diseño. “Las redes sociales necesitan menos fashionismo y más utilidad”, ha asegurado.

El modelo presentado podría utilizarse en Universidades y administraciones públicas, además de en las corporaciones, para agilizar procesos y conseguir una mayor eficiencia. “Si no tenemos acceso a lo que hacen los demás y capacidad de buscarlo, se pierden hasta 6.000€ por empleado por año”, ha destacado.

Font ha querido enumerar los errores a evitar en la creación de un site social corporativo, algunos muy llamativos. La red social tiene que involucrar a todos y cada uno de los empleados de la compañía, independientemente de la posición que ocupen. Y el enfoque que debe adquirir no tiene que ver con el de un proyecto TI, sino con uno de Recursos Humanos que tendrá que evolucionar y ser atendida debidamente.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor