Las TIC ante la crisis

Empresas

No todas las compañías han corrido la misma suerte ante la situación económica. Silicon News repasa en un primer capítulo las empresas tecnológicas que peor están sobrellevando la crisis.

Crisis, recesión, desaceleración… Estos términos ocupan los titulares de todos los medios de comunicación en prácticamente todas sus secciones y temas. Esta situación, que comenzó en Estados Unidos y ha arrastrado al resto de países, deja cada día, desde hace unos meses, las bolsas del mundo con altos picos negativos.
Pero, ¿se han visto todas las empresas afectadas del mismo modo? Silicon News hace un repaso por  las empresas que peor lo están pasando o aquellas compañías del sector tecnológico que no saben muy bien que va a ser de ellas, ya que tan pronto consiguen grandes beneficios como se ven caer en la bolsa.
A veces se puede pensar que las empresas más débiles son las que más problemas están teniendo, pero esto no siempre es así. Un caso muy claro es Nokia. El mayor fabricante de teléfonos móviles en el mundo anunció hace tres semanas una caída del  30 por ciento en sus ganancias del tercer trimestre de 2008.  Tanto es así que la compañía se ha apuntado al carro de los despidos masivos como muchas otras empresas TIC: Nokia pretende echar a 615 trabajadores y cerrar una de sus sedes en Finlandia.  
Realmente no es de extrañar teniendo en cuenta que los últimos estudios sobre el mercado de la telefonía móvil se muestran pesimistas: los analistas creen que el año 2009 será el peor para este sector desde 2001 y se prevé que la subida interanual sea del tres por ciento, cuando otros años estaba en el diez por ciento.
Por eso, Nokia no ha sido la única empresa perjudicada, Sony Ericsson ha sufrido una caída en sus ventas de un 9,7 por ciento en su último trimestre fiscal, y nada menos que una caída del 85 por ciento en sus beneficios en los primeros nueve meses de este año.
Además, por la crisis de este sector Huawei, empresa fabricante de equipamientos de redes y telecomunicaciones, teme que sus resultados no sean muy buenos. Al menos, la misma compañía china ha anunciado su intención de no vender su división móvil que estaba disponible para accionistas extranjeros por miedo a los efectos de la crisis económica.
LG, segundo fabricante de telefonía móvil en Asia, fue de las primeras compañías en anunciar un descenso de sus beneficios ya a principios de septiembre al ver la situación de la bolsa de Seúl.


Los expertos ya han presentado sus soluciones para que las empresas de teléfonos móviles puedan intentar evitar los malos efectos de la economía global. Neil Mawston, analista Strategy Analytics cree que, a pesar de que los mercados emergentes están siendo muy afectados por la crisis, son la clave para 2009, ya que en esos países aún hay muchas personas que no tienen teléfono móvil.
Por otro lado, otra gran empresa perjudicada es Philips, la mayor compañía tecnológica de Europa, que ha visto cómo su beneficio neto se ha reducido a más de la mitad durante los primeros meses de este año frente a la cifra de 2007. Mientras el pasado año Philips podía presumir de haber obtenido unos beneficios netos de 2.775 millones de euros entre enero y septiembre, este año la empresa ha hecho temblar a sus accionistas anunciando, a principios de octubre, unos beneficios de 1.296 millones de euros durante los primeros nueve meses de 2008.
Por otro lado, Yahoo!, que ya estaba en baja forma antes de que se confirmara la crisis, también se ha visto afectada por esta situación y, viendo que el valor de sus acciones ha ido cayendo,  los rumores acerca de nuevos despidos circulan por Silicon Valley. Se cree que Yahoo! podría llegar a eliminar hasta 3000 puestos de trabajo.
También a Japón ha llegado la ola devastadora que ha surgido en Estados Unidos y dos de sus empresas tecnológicas más importantes como son Toshiba y Fujitsu han anunciado unos bajos resultados económicos.
Toshiba tuvo unas pérdidas por operaciones de 5,6 millones de euros entre los meses de julio y septiembre lo que contrasta con los buenos resultados que la compañía nipona obtenía otros años en el mismo período. Por su lado, Fujitsu se ha visto obligado a reducir en un 40 por ciento su previsión de beneficios para el año en curso, tras ver que durante los tres meses de verano, el beneficio neto de la empresa fue un 22 por ciento inferior al de la época estival de 2007.
Toda esta crisis económica está provocando algo que preocupa a los trabajadores: los despidos masivos o regulaciones. Aunque muchas veces se dude de si las empresas realmente están mal y necesitan deshacerse de parte de su plantilla o si de las compañías usan la crisis como excusa para hacer algo que ya querían hacer tiempo como es jubilar a muchos de sus empleados.


Además de Nokia o Yahoo!, otras empresas han anunciado despidos masivos. Viendo la situación, hace unos días, José Luis Villar, director general de Trabajo de la Consejería de Trabajo de la Junta de Extremadura afirmó que los Expedientes de Regulación de Empleo (o EREs) en España han aumentado “de una manera importante” durante 2008 y cree que, si la situación sigue así, pueden llegar a duplicar a los del pasado año.
Telecomunicaciones España
En España parece que son las telecomunicaciones las que se llevan la peor parte, después de los 300 despidos anunciados por Orange el pasado mes de junio, ahora han sido Ono y Telefónica las últimas afectadas.
La primera anunció a finales de octubre que pretendía prescindir del 30 por ciento de su plantilla, lo que supondría, nada menos que echar de la empresa a unos 1.300 millones de empleados. Por su parte, Telefónica, ha creado aún más enredo que el anuncio de ONO al hacer pública su intención de reducir su plantilla en unos 700 empleados . La causa de las quejas es que la empresa de telecomunicaciones sigue obteniendo beneficios constantemente a pesar de la situación.
Finalmente, hay otras empresas que aunque continúan su crecimiento, no están cumpliendo con las expectativas iniciales. Destaca Microsoft. Como se decía al principio del reportaje, también las grandes empresas se ven afectadas por la situación económica y la primera compañía mundial de software, a pesar de que continúa con su crecimiento, ha recortado las previsiones para el ejercicio en curso que finalizará a mediados de 2009 porque sus ganancias van ligeramente por debajo de lo esperado.
También SAP y Apple anunciaron revisiones a la baja de sus acciones a principios del mes de oct
ubre después del susto que les dio la caída de la bolsa y la reducción del consumo.
Lo cierto es que buenos y malos ingresos siempre se han anunciado pero, desde la llegada de la crisis económica mundial, varias de las compañías que tienen acostumbrados a sus accionistas a buenas noticias, también dan sustos sufriendo caídas en las bolsas.
La semana próxima, conozca cuáles son las empresas a las que la crisis les está saliendo a cuenta.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor