Los centros de datos más verdes de Apple se levantarán en Europa

CloudDatacenterGreen-ITInnovación

La intención de Apple es alimentar sus próximas instalaciones de Irlanda y Dinamarca con energía exclusivamente renovable y, al mismo tiempo, contribuir al bienestar de la comunidad.

Irlanda y Dinamarca. Ésos son los dos países elegidos por el gigante de la tecnología Apple para levantar sus dos nuevos centros de datos.

Unos centros de datos que, cuando estén en pie y funcionando allá por el año 2017, deberían ser capaces de soportar las operaciones de las tiendas iTunes y App Store, así como ciertas herramientas online que ofrece la firma de la manzanita mordida como el sistema de mensajería iMessage, el asistente inteligente Siri y los propios mapas de Apple.

Y lo harán de la forma más verde posible. O al menos así lo da a entender el comunicado oficial, en el que se explica que este proyecto rebajará el impacto ambiental hasta niveles que nunca antes habían conseguido unas instalaciones de Apple.

“Creemos que la innovación consiste en dejar el mundo mejor de como lo encontramos”, ha comentado al respecto la vicepresidenta de Iniciativas Ambientales de Apple, Lisa Jackson, que señala que “ésta es la hora de hacer frente al cambio climático”.

La intención de los de Cupertino es acabar alimentando a los dos centros con energía exclusivamente renovable y, al mismo tiempo, participar con las comunidades vecinas.

Así, mientras el centro de datos irlandés se ubicará en el lugar de Athenry, en el Condado de Galway, y se aprovechará para repoblar la zona con árboles autóctonos, crear un área educativa y una ruta de senderismo; el segundo se levantará en la capital de Jutlandia Central, Viborg,  junto a una gran subestación eléctrica ya existente y con la promesa de proporcionar calefacción a hogares cercanos.

Con una extensión estimada de 166.000 metros cuadrados por proyecto, Apple tiene previsto destinar a su materialización 1.700 millones de euros.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor