Los fabricantes de PCs se arrodillan ante China

Cloud

Una vez más el gobierno chino ha logrado imponer sus restricciones al resto del mundo -algo que ya vimos, por ejemplo, en los Juegos Olímpicos- y ha obligado a los fabricantes a preinstalar el software de monitorización “Green Dam”, que muchos han aceptado ya.

Tanto Acer como Sony se han plegado a las necesidades de las autoridades chinas, que hace unas semanas anunciaron la obligatoriedad de la preinstalación de este software de control que vetará el acceso a muchos sitios y servicios web con el objetivo de no “dañar las mentes de sus jóvenes”.

Según el gobierno, el software está orientado a bloquear la pornografía y otros contenidos inapropiados para los niños, pero lo cierto es que los expertos temen que también sirva para filtrar otros muchos tipos de contenido, especialmente aquellos con un tinte político.

vINQulos

CNN

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor