La mejor publicidad de 2014

Empresas

El final de año es momento de repasar y hacer balance. Recogemos algunos de los mejores anuncios de 2014, en los que la viralidad tiene un papel destacado.

La publicidad es el ‘alimento’ fundamental de internet y del resto de medios de comunicación. Puede que nos guste más o menos, que haya fórmulas que consideremos demasiado invasivas, anuncios repetitivos que nos resultan irrelevantes, etc. Pero la publicidad es fundamental para sostener el modelo actual de la red de redes y de medios de comunicación.

Aunque haya muchos anunciantes que no destaquen por la creatividad de sus anuncios, también hay un puñado de compañías que están haciendo trabajos interesantes. Fast Company recoge una recopilación de algunos de los mejores anuncios del año. Uno de ellos es un vídeo creado por la firma de ropa Wren. Tras el aspecto de un ‘experimento sociológico’, en las imágenes se podía ver a parejas de supuestos desconocidos que se enfrentaban a su primer beso. En realidad, eran actores y amigos del director del vídeo. Tuvo 23 millones de visitas en los primeros tres días y ya suma cerca de 96 millones de visionados.

Un ejemplo reseñable de ‘publicidad nativa’ fue el post ‘Women Inmates: Why the Male Model Doesn’t Work’, publicado en The New York Times para promocionar la segunda temporada de la serie ‘Orange is the New Black’, producida por Netflix. Se trata de una pieza que repasa los problemas de las cárceles de mujeres, con un texto enriquecido con vídeo y gráficos.

El anuncio de la campaña de Save the Children para apoyar a los niños envueltos en conflicto sirio apuesta por la emotividad. El vídeo está compuesto por breves secuencias de apenas un segundo protagonizadas por una niña, en las que se reflejan escenas de su vida cotidiana. Poco a poco, esas secuencias comienzan a recoger el inicio de una guerra, la escasez, el hambre, el miedo y el exilio, concluyendo con un lema esclarecedor: “Sólo porque no pase aquí no significa que no esté pasando”. Lleva más de 43 millones de visitas.

Un buen ejemplo de creatividad es la campaña de Greenpeace para solicitar la ruptura de un acuerdo entre Lego y Shell. La firma de juguetes incluía en algunos de sus packs piezas con el logo de la petrolera. La ONG entendió que la actividad de Shell no casaba con los valores y principios que promueve Lego. Greenpeace utilizó las piezas de la marca de juguetes para crear un paisaje helado que poco a poco se iba viendo cubierto de petróleo. Con este vídeo pretendía denunciar los planes que tiene Shell para explotar el Ártico con el fin de extraer crudo. Se convirtió en el vídeo más visto de la ONG y Lego decidió no renovar dicho acuerdo.

Otro de los escogidos es la campaña campaña del vehículo ‘todocamino’ Lincoln MKC, protagonizada por Mathew McConaughey. No se trata de un solo vídeo, sino una serie de clips rodados durante los dos días que el actor estuvo conduciendo desde Hollywood (Los Ángeles, California) hasta Austin (Texas), con el fin de McConaughey sintiera y pudiera expresar la experiencia que supone su conducción. Los spots utilizan por el sentimiento patriótico y emocional, mostrando los paisajes y el vehículo como elemento icónico de la historia estadounidense, ahondando en el carácter de un coche fabricado en su propia nación. Quizá no fuera demasiado impactante, pero enseguida comenzaron a surgir parodias, que se convirtieron en vídeos virales de gran éxito.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor