Los países del G-20 acuerdan reprobar la piratería con fines comerciales

Empresas

“Ningún país debe apoyar el robo de propiedad intelectual para obtener ventajas competitivas comerciales”, se ha expuesto en un comunicado.

Las naciones del G-20 han acordado por primera vez no llevar a cabo piratería con fines comerciales.

Los líderes mundiales, entre los que se encuentran EEUU, Alemania, Francia y China, han determinado que ningún país debe apoyar el robo de propiedad intelectual con la intención de proporcionar ventajas competitivas a empresas o sectores comerciales.

A pesar de los acuerdos públicos hechos por el G-20, este no es un pacto legalmente vinculante, pero abre las puertas a que los países reaccionen ante futuros actos de piratería comercial.

No obstante, el espionaje económico seguirá siendo un asunto complejo en las relaciones internacionales.

Por su parte, el comunicado del G-20 no hace mención a la piratería con fines militares, que sigue teniendo vía libre.

En septiembre EEUU y China pusieron fin a sus disputas de espionaje. Las dos potencias anunciaron haber llegado a un “entendimiento común” tras posibles sanciones económicas contra China.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor