Los pasaportes electrónicos pueden falsificarse en una hora

Movilidad

Para probarlo, se implantaron imágenes de Bin Laden y de un hombre bomba en dos pasaportes británicos. El software de la ONU fue incapaz de detectar el engaño.

Los nuevos pasaportes con microchips RFID, diseñados para evitar los robos de identidad a manos de los terroristas, pueden falsificarse en menos de una hora, según informa el periódico británico The Times.

Al parecer, la información personal contenida en los chips puede extraerse y manipularse en una hora antes de ser insertada en un nuevo chip. Así se hizo con dos imágenes, la de Bin Laden y la de un hombre bomba. Los chips alterados pasaron como genuinos por el lector software utilizado por la agencia de las Naciones Unidas que establece los estándares para este tipo de pasaportes.

La prueba la hizo Jeroen van Beek, un investigador de seguridad de la Universidad de Amsterdam que puede leer, clonar y alterar los microchips para que sean aceptados por el software recomendado en los aeropuertos por la Organización de Aviación Civil.

Actualmente sólo 13 de los 45 países que emiten pasaportes electrónicos han adoptado el directorio común de códigos y sólo cinco lo ponen en práctica. En Israel, la medida podría llegar aún más lejos ya que el Gobierno de este país ha propuesto que todos los residentes utilicen carnets de identidad y pasaporte biométrico con dos huellas digitales y las facciones faciales escaneadas.

vINQulos
The Guardian

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor