Los relojes inteligentes no serán el regalo preferido de esta Navidad

MovilidadWorkspace

Para convertirse en productos de gran consumo, los fabricantes deberán ofrecer, según la consultora Gartner, diseños sorprendentes, un enfoque claro y precios más bajos.

A pesar de lo mucho que se habla de ellos, los Reyes Magos no llenarán sus sacas con millones y millones de relojes inteligentes. De acuerdo con Gartner, el precio elevado y una propuesta de valor poco clara harán que los consumidores se decanten más probablemente por pedirles una tableta o una pulsera inteligente.

sony“Samsung y otros vendedores muy conocidos han entrado recientemente en el segmento de relojes inteligentes, pero estos productos son todavía vistos como ‘mejorables’ en términos de diseño, disponibilidad de aplicaciones y funcionalidades”, ha comentado la consultora Annette Zimmermann. “Como consecuencia de esto, Gartner predice que los dispositivos wearable continuarán siendo un accesorio para los móviles al menos hasta el año 2017, con menos de un 1% de usuarios de teléfonos que optan cambiar su terminal por una combinación de dispositivo wearable y tableta”.

De momento, la falta de un diseño innovador, ha provocado que los relojes inteligentes no resulten del todo llamativos. La mayoría de los ya diseñados o en venta tienen un acabado que muchos consumidores encuentran “sin estilo” debido a su tamaño. Para Gartner, los fabricantes deberían intenta encontrar el equilibrio entre un diseño elegante y llamativo y una batería de larga duración, puesto que ambos aspectos jugarán un papel fundamental a la hora de que los consumidores se decanten por ellos.

“Los usuarios esperan algo más convincente de un segmento que presume de innovador y un precio que ronda los 200-300 dólares”, explica Zimmermann. “Por el mismo precio conseguirán tabletas básicas pero con una buena cantidad de utilidades. Para la próxima campaña de Navidad, los consumidores parecen más dispuesto a escoger una tableta que un reloj inteligente que todavía no presenta una propuesta de valor clara”, apunta.

De cualquier modo, los fabricantes deben comprender que el éxito de este tipo de dispositivos no dependerá únicamente del hardware. Las apps y la interoperabilidad entre los distintos dispositivos serán un factor diferenciador, que brindará lealtad a la marca y refuerzo emocional a aquellos vendedores que inviertan en fomentar su comunidad de desarrolladores.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor