Los países más corruptos apoyaron a OOXML

Empresas

Un sorprendente estudio de la EFFI ha revelado extrañas coincidencias que parecen reflejar que los países ‘más corruptos’ del planeta fueron los que estaban más predispuestos a aceptar el formato Open Office XML de Microsoft en la pasada votación del organismo ISO. La propuesta fracasó, pero aún así las conclusiones son espeluznantes.

La polémica sobre la estandarización de OOXML como formato ISO ha sido debatida en este y otros medios durante los últimos días, en los cuales escándalos como los del ‘voto comprado’ de Suecia hizo que se tambaleasen las opiniones sobre la equidad y justicia del proceso de aceptación de los estándares. O más bien, de las buenas intenciones de Microsoft, cuyos representantes han tratado de desequilibrar la balanza.

En el estudio de la EFFI (Electronic Frontier Finland) ha hecho uso del llamado CPI (Corruption Perception Index), que no es más que un listado con unas puntuaciones de ‘corrupción’ de 0 a 10 de los diferentes países del globo. Si la nota es cercana a 0 es porque se considera que en ese país hay un índice de corrupción altísimo, mientras que si están cerca del 10 su nivel de corrupción es muy bajo. Por ejemplo, Finlandia, Islandia y Nueva Zelanda tienen un índice de 9,7, y Haití un 1,8 . España… un sospechoso 6,8 (ver PDF en castellano).
Relacionando esos datos con los resultados de las votaciones parece demostrarse que la tendencia de los países más corruptos era la de votar “Sí” a la propuesta de Microsoft de estandarizar su OOXML como formato ISO.

La ISO recibió 87 votos, de los que 70 se repartieron entre los EEUU, los miembros participantes (‘P members’) y los miembros observadores (‘O members’). Los otros 17 votos provienen de países con un índice de corrupción relativamente bajo – y por tanto, sospechosos – y casi todos ellos apoyaron a OOXML (13 sí, 2 sí con comentarios, 2 abstenciones, ningún No).

319.png

Como afirman en el estudio: “¿Será solo una coincidencia? La mediana del índice CPI de los 70 países mencionados es de 3,95. De la mitad con los más corruptos (CPI < 3,95) 23 de ellos (el 77%) votaron Sí (con o sin comentarios), mientras que 7 (23%) votaron por el no. 5 se abstuvieron. De la mitad menos corrupta (CPI > 3,95) 13 (el 54%) votaron Sí, mientras que 11 (46%) votaron no, con 11 abstenciones. Esta estadística con un valor de P de 0,073 apoya la hipótesis de que los países corruptos estaban más inclinados a aprobar el formato. En otras palabras, si la probabilidad del voto “Sí” hubiera sido independiente del nivel de corrupción del país, la probabilidad de observar una correlación positiva de al menos la magnitud observada hubiera sido del 7%.”

O dicho de otro modo: el estudio parece demostrar precisamente que los países más corruptos estaban más dispuestos a dar el Sï a OOXML. Obviamente los datos se pueden observar desde otros prismas, pero la correlación está ahí. Que cada uno saque sus conclusiones.

vINQulos

EFFI

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor