Los procesadores de IBM vuelven a Marte

Empresas

Los Power Architecture que hacen funcionar la Xbox 360, la mayoría de los coches y algunos de los supercomputadores más rápidos del mundo despegaron ayer a bordo del Phoenix Mars Lander.

La nave de 420 millones de dólares utilizará los microprocesadores de IBM en la búsqueda de señales de vida en Marte.

“La máquina que va a bordo tendrá que realizar todas las funciones de forma autónoma cuando la nave aterrice”, explicó Dave McQueeney, de IBM. “Es la responsable de la navegación, el control, los instrumentos científicos, la gestión de energía…todo lo que está en el cerebro del Lander”.

La arquitectura Power de IBM lleva probando su versatilidad desde su salida en 1990. Actualmente, estos procesadores se utilizan en las tres grandes consolas de videojuegos que conocemos, en la mitad de los coches de todo el mundo y en los supercomputadores Blue Gen de IBM.

McQueeney aseguró que IBM tiene el 100 por cien de la cuota de mercado en Marte, con procesadores Power funcionando en los satélites que orbitan al planeta rojo así como en los exploradores Spirit y Opportunity desplegados por la NASA en 2003. Como en las misiones anteriores, el Mars Lander utilizará el ordenador RAD6000 de BAE Systems, basado en Power Arquitecture de IBM.

Más información aquí.

           

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor