Me voy al espacio pero, ¿qué me pongo?

Workspace

El turismo espacial está a la vuelta de la esquina para todos (¡ejem!). Tanto es así que varias compañías se afanan ya por poder ofrecer trajes espaciales de marca a partir de 2009. Este es el momento de preguntarse: ¿y qué tengo que meter en la maleta para el viaje?

Una referencia podría ser la fantasía cosmonauta diseñada en 1960 por Pierre Cardin y André Courrèges, y que muchos diseñadores actuales están retomando para sus colecciones pret-a-porter. Pero Philippe Starck, el diseñador francés que está siendo consultado por la empresa responsable de los trajes espaciales Virgin Galactic recomienda que los exploradores del espacio futuros viajen desnudos.

“El estilo del interior del cohete, las ropas y los accesorios, he intentado que todo fuera lo más etéreo posible”, explica Starck. En su opinión, la materia es vulgar y sólo la visión del espacio es importante.

El diseñador es conocido por sus líneas de objetos funcionales como cepillos de dientes o relojes y su filosofía, como él mismo la describe, es la de “la elegancia de lo mínimo”.

Al parecer su primera idea de mandar al espacio a los turistas como Dios les trajo al mundo no ha gustado mucho a la empresa, demasiado barato, suponemos. Así que ahora Starck está trabajando en unos trajes espaciales sintéticos con apariencia de plástico (el de la foto). El equipaje de mano espacial está siendo diseñado con la ayuda de Louis Vuitton.

10row190.1.jpg

Desde luego, Virgin Galactic no está haciendo ninguna tontería. La compañía dice tener ya registrados 200 clientes para sus primeros vuelos. Y eso que cada billete cuesta 200.000 dólares.

Más aquí.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor