Microsoft y Facebook desvelan el número de solicitudes de información de EEUU

Empresas

Los dos gigantes estadounidenses y Google presionan al ejecutivo de Obama para publicar los detalles sobre las peticiones gubernamentales de información privada de usuarios.

Está siendo la polémica de la semana y amenaza con seguir siéndolo, dado su alcance. Tras destaparse el escándalo de las escuchas que el ejecutivo de Barack Obama hizo a periodistas y millones de ciudadanos amparado por un agujero legislativo y en aras de la seguridad nacional, los gigantes de internet entran en escena.

Google, Facebook y Microsoft han desvelado que recibieron miles de peticiones de las altas esferas para facilitarles información durante la segunda mitad de 2012.

Ninguna de las compañías ha compartido la cantidad de información comprometida y a pesar de que las autoridades han dado luz verde a que se informe sobre las peticiones -bajo presión tras las filtraciones-, la información se da con cuentagotas. Los tres gigantes tech quieren dar toda la información a los usuarios para demostrar, como afirma David Drummond en la BBC, responsable legal en Google, “que no tenemos nada que esconder”.

Ted Ullyot, abogado en Facebook, ha dicho que la compañía trabaja para que más datos sobre el asunto puedan ver la luz. Las peticiones de información llegan desde diferentes escalas; desde policías locales que buscan un niño perdido hasta representantes de agencias de seguridad nacional que investigan amenazas terroristas.

En los últimos 6 meses de 2012 Facebook recibió entre 9.000 y 10.000 solicitudes que implicaron a un total de entre 18.000 y 19.000 usuarios, como recoge la Fox.

Microsoft recibió entre 6.000 y 7.000 peticiones que afectaron entre 31.000 y 32.000 cuentas de usuarios. Google no ha desglosado los datos.

Ambas empresas insisten en que las cuentas afectadas representan a una pequeña parte del total. Facebook ha dicho que sólo se da respuesta cuando la ley lo exige. “Hemos rechazado peticiones, pedido al Gobierno que las disminuya o simplemente les hemos dado mucha menos información de la que nos han pedido”, se ha defendido Ullyot.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor