Microsoft Internet Explorer 8 mejora, pero no tanto como algunos de sus rivales

MovilidadNavegadoresSeguridadWorkspace

La versión final de IE 8 acapara las portadas con una interesante colección de novedades que le convierten en una actualización muy recomendable para sus seguidores, pero no convencerá a los que utilizan otras soluciones.

Microsoft ha lanzado recientemente la versión final de su navegador para la web, Internet Explorer 8. Se trata de una actualización realmente importante con respecto a la versión 7. De hecho, debe ser contemplada como una actualización obligatoria para los usuarios que utilizan como primera opción a este navegador, ya que aporta mejoras en la usabilidad, seguridad y estabilidad.

Sin embargo, las nuevas funcionalidades no parece que vayan a hacer recuperar a los usuarios que trabajan con los navegadores de la competencia, como Firefox, Chrome, Opera o Safari.

Desde la aparición de las primeras versiones preliminares de IE 8, en el laboratorio de eWEEK hemos notado cómo todo el paisaje que rodea al navegador ha cambiado radicalmente, con todos sus competidores lanzando nuevas versiones y con la aparición de un nuevo contrincante, Google Chrome.

De hecho, la tendencia de uso de los navegadores indica una continua pérdida de usuarios a favor de sus rivales, que han llevado a cabo una política de actualización mucho más agresiva y frecuente.

En cualquier caso, los usuarios asiduos de IE 8 no deberán dudar a la hora de actualizarse a esta nueva versión. A continuación explicamos algunas de las características más importantes, que podrás localizar rápidamente mediante éste índice de contenidos:

Autor: DRosolen
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor