“Mini Lisa”: la Gioconda en una nanolitografía de 30 micras

ComponentesWorkspace

Una tercera parte del grosor de un cabello humano es lo que ocupa esta microimagen titulada como no podía ser de otra forma “Mini Lisa” al reducir de forma tan minúscula como precisa el famoso cuadro del pintor renacentista Leonardo da Vinci. Su realización ha sido posible gracias a un procedimiento denominado TCNL, siglas en inglés de nanolitografía termoquímica.

Nunca antes la enigmática sonrisa de la Gioconda había alcanzado un tamaño tan exiguo. Ha sido la forma más efectiva a la par que espectacular que han ideado en el Instituto de Tecnología de Georgia (USA) para demostrar las posibilidades de la nanolitografía termoquímica (TCNL por sus siglas en inglés) al trasladar uno de los retratos más famosos de la Historia desde su tamaño original de 77×53 centímetros a tan solo 30 micras.

El método para conseguir esta impresión consiste en aplicar calor sobre cada uno de los píxeles para crear reacciones químicas a escala nanométrica, así más calor produce una concentración de moléculas que da lugar a los tonos grises más claros mientras que una menor temperatura produce sombras más oscuras. Cada uno de estos diminutos píxeles esta separado del adyacente por una distancia de 125 nanómetros a fin de que las partículas de cada uno de ellos no entrasen en contacto y transfiriesen temperatura modificando el efecto que les confiere la misma creando esta particular nanoescala de grises.

20130807-175310.jpg

 

Las aplicaciones de esta técnica de nanoimpresión térmica pueden resultar de gran utilidad en campos como la bioingeniería, la óptica o la nanoelectrónica.

vINQulo

GA Tech

 

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor