MWC 2012: qué esperar (y qué no) de la feria móvil

Empresas

Barcelona acoge un año más un nuevo Mobile World Congress con récord de asistentes, grandes anuncios, grandes ausencias y la sensación de que lo móvil lo toca cada vez más todo.

Un año más (y ya van siete) Barcelona acoge el Mobile World Congress, la feria móvil más importante del mundo y, junto con el CES de Las Vegas, uno de los eventos más seguidos y definitorios de tendencias de la industria tecnológica global. ¿Qué se verá este año? ¿Con qué dispositivos intentará cada fabricante dar en el clavo? Y, sobre todo, ¿qué novedades más esperadas no verán la luz durante el MWC 2012?

La expectación es máxima: un año más, desde la organización esperan récord de asistentes para hablar de una de las ramas estrella y que más dinero mueve de la industria tech. Lo móvil está ya presente en toda la sociedad y su perspectiva es solo de crecimiento y expansión, tocando e invadiendo otras industrias que hasta ahora se habían mantenido al margen. ¿Qué se verá esta semana en Barcelona? Aquí van algunas previsiones.

Los que estarán: Nokia y Microsoft, China y las próximas tendencias

Si bien hay muchas expectativas depositadas sobre muchos de los jugadores más importantes de la industria móvil, quizá nada despierte tanta curiosidad (un tanto morbosa) como ver qué tal le va al matrimonio Nokia- Microsoft un año después de su anuncio. ¿Qué se espera? La presentación por fin de una gama de smartphones Nokia con Windows Phone para todos los gustos: desde el Lumia 900, ya lanzado en Estados Unidos, hasta el Lumia 610 que, con WP7 Tango (otro de los anuncios esperados), será la apuesta de la compañía finlandesa por conquistar el mercado de gama más baja. Además, la unión podría también ver el nacimiento de un tablet.

Otra de las tendencias que empezará a verse con fuerza este año es la de la llegada de los fabricantes chinos al mercado de smartphones occidental. Huawei ya empezó ayer anunciando su Ascend Quad D, “el smartphone más rápido del mercado”. ZTE, por su parte, ya ha adelantado que presentará ocho nuevos teléfonos móviles durante el evento.

En cuanto a características y tendencias que se espera que estén presentes ya en casi todos los nuevos smartphones presentados, destacan sobre todo las propuestas de pago móvil, especialmente la tecnología NFC. Se esperaba que 2011 fuese el año de esta tecnología y no lo fue, ¿significa eso que se vaya a dejar de lado? No: 2012 sí promete ser el año del pago y el ecommerce móvil, tendencias que simplemente se desarrollaron más despacio de lo esperado el año pasado. Además, el congreso verá también la confirmación del SoLoMo (social, location, mobile), los tres puntos que todo dispositivo y toda app deberá tocar para llegar al éxito.

La invasión de lo no móvil: coches, casas y Windows 8

Una de las consecuencias de la expansión y ubicuidad del mundo móvil es que ahora casi cualquier dispositivo (u objeto) puede entrar en una feria de la industria sin desentonar mucho. ¿Qué pinta, por ejemplo, un fabricante de automóviles como Ford en el Mobile World Congress? Tras el desconcierto inicial, todo cobra un sentido: Ford va a presentar el B-Max, un coche como serán los coches del futuro. Un coche conectado, un smart-car para unirse a los smartphones, las smart-tvs y todos los dispositivos inteligentes que poco a poco van copando los mercados. Por haber, habrá hasta una smart-house, la Connected House de GSMA que también se presentará estos días.

Microsoft será protagonista del MWC por partida doble: además de todo lo que presente de la mano de Nokia, la compañía aprovechará el evento para lanzar la Consumer Preview de Windows 8: ¿por qué el MWC y no el CES hace un mes? ¿por qué no simplemente un evento en Redmond? El mensaje está claro: Windows ya no es solo para PCs. A partir de Windows 8 el sistema operativo de Microsoft llega a nuevos terrenos, especialmente el de los tablets.

Los que no estarán: Apple, Amazon, Jelly Bean y el Galaxy S3

Como siempre, las ausencias marcarán también muchas de las conversaciones que tengan lugar durante el Mobile World Congress, ya que, como siempre, algunos de los jugadores más importantes del sector no estarán o se guardarán sus grandes novedades para más adelante. Uno de ellos es Apple, que como es costumbre no acudirá al evento. Eso sí, estará en todas las bocas: el iPad 3 podría estar a punto de ser lanzado ya la semana que viene y todos los fabricantes de tablets especularán con cómo podría volver a revolucionar el mercado la firma de la manzana. Los otros grandes jugadores del tablet, Amazon, tampoco se pasarán por la feria.

Después están los que sí irán, pero ya han cortado los rumores sobre novedades muy esperadas semanas antes del evento. De Google, por ejemplo, se esperaba el lanzamiento de Jelly Bean, la próxima versión de Android, pero no va a ser así: como es por otra parte lógico, la compañía se reserva esto para su propia conferencia Google I/O que tendrá lugar en junio. Además, teniendo en cuenta que Android 4.0 tiene solo cuatro meses y está en tan solo el 1% de los dispositivos, es normal que la compañía haya decidido esperar.

De Samsung se llegó a dar tan por seguro que lanzarían su Galaxy S3 que la compañía tuvo que emitir un comunicado para decir que eso no iba a ser así. De hecho, el dispositivo podría retrasarse hasta julio. Eso sí, el lanzamiento del Galaxy Note 10.1 (¿un tablet? ¿un smartphone?) es casi seguro y está creando también mucha expectación.

El Mobile World Congress será en definitiva un evento de grandes anuncios y grandes ausencias, una semana llena de noticias esperadas y otras que llegarán por sorpresa. Y, sobre todo, una semana que marcará muchas de las tendencias que se irán viendo a lo largo del año. Toca estar atentos.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor