MWC : La crisis no deja inmune a la feria

Empresas

Los presupuestos sufren los primeros recortes: no más regalos a los asistentes y agua y café para la prensa.

La gran feria del móvil no es lo que era. La crisis mundial combinada con el retroceso del sector desde el final de 2008 ha impactado visiblemente en el WMC, a todos los niveles.
El visitante se da cuenta bastante rápido: menos visitantes y menos aglomeraciones. La plaza de Espanya de habitual llena de gente durante el congreso está extrañamente calma. Aunque la asistencia se mantiene en buenas cifras, se está lejos de la jauría humana observada en 2008 y en 2007.
Los expositores mantienen, aún así, la sonrisa destacando, por ejemplo, la buena salud del mercado de los smartphones, las perspectivas de internet móvil, la llegada de los fabricantes de PC al sector, el lanzamiento de nuevos servicios, la ofensiva de Microsoft… Pero todo el mundo tiene, a pesar de los argumentos, en la cabeza el retroceso del sector, una novedad desde 2001.
“No se sabe en qué salsa se nos comerá. Y sobre todo, no se sabe la amplitud de la bajada del mercado”, confía un expositor francés. Muchos mantienen un perfil bajo. “¿Nos hemos comido nuestro pan?”, se pregunta otro expositor.
Por otra parte, los grandes nombres del móvil y de la red han cortado sus presupuestos en comunicación. Los stands de estos gigantes son menos gigantescos, las soirées lujosas menos numerosas. En los stands, las chucherías son raras. ¡No se hacen más regalos!
Por parte de la prensa, tampoco es momento para la generosidad. Los transportes públicos, gratuitos en el pasado, no lo son ya más. La sala reservada a los periodistas no ofrece más que agua y café. Son detalles, cierto es, pero que ilustran la voluntad de economizar. Incluso el tiempo, este año, no está de parte del MWC.
Una información de Silicon News Francia
Más datos sobre el MWC en El Espía

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor