Nokia alerta sobre el problema de las falsificaciones

Movilidad

La marca finlandesa Nokia ha afirmado que uno de cada cinco teléfonos vendidos en el mundo son dispositivos ilegales o falsificaciones sin licencia.

Esto supone un importante problema para el crecimiento del negocio de la compañía, sobre todo en los países emergentes, donde está aumentando la tasa de penetración de los teléfonos móviles.

Esko Aho, consejero de Nokia, ha declarado que “aunque el problema se haya originado en China, es global y afecta también a América Latina e incluso en algunas zonas de Europa”.

Pero además, esto no afecta no sólo a Nokia, ya que el resto de compañías de la industria móvil, sobre todo los “players” más destacados como pueden ser Apple, Samsung o HTC, también sufren cuantiosas falsificaciones de sus terminales.

La preocupación de Nokia por evitar en la medida de lo posible las falsificaciones de sus terminales no es nueva, ya que en los últimos años han introducido novedades en ese sentido, como podría ser la colocación de  un holograma en sus baterías que confirma que se trata de un producto original de la marca.

Otras actuaciones para frenar el aumento de terminales falsos han sido la colaboración con las autoridades de los países en vías de desarrollo para interceptar la mercancía falsa, o el inicio de programas para concienciar a los consumidores sobre los peligros que encierran los móviles ilegales.

A los preocupantes datos de la empresa finlandesa se suman los de la consultora tecnológica Gartner, que también arrojan conclusiones negativas, al declarar que en 2010 aumentó un 20% el mercado negro de teléfonos móviles.

vINQulos

eWeekEurope UK

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor