Nvidia demuestra que el hombre llegó a la Luna con su nueva tarjeta aceleradora Maxwell

ComponentesWorkspace

Gracias a la tecnología de iluminación global que es capaz de mostrar la nueva tarjeta aceleradora gráfica de Nvidia, y al uso del motor de Unreal 4 los conspiracionistas tendrán un motivo menos para defender que la llegada del hombre a la Luna fue en realidad una farsa rodda por Stanley Kubrick en un plató de Nevada. La reconstrucción digitalizada que a continuación te mostramos del histórico descenso desde el Apolo XI ha servido por igual para demostrar las capacidades de las nuevas aceleradoras gráficas de la marca así como la autenticidad de las imágenes de la NASA.

Las tarjetas aceleradoras gráficas GTX 980 y GTX 970 con tecnología Maxwell de Nvidia han hecho uso de las nuevas instrucciones VXGI de iluminación global con un fin que va más allá del campo del ocio y los videojuegos. En esta ocasión se trataba de simular las condiciones lumínicas de la superficie de la Luna en el momento de la llegada del Apolo XI y del descenso del astronauta Buzz Aldrin, una imagen tomada por su compañero Neil Armstrong, el primer hombre en pisar nuestro satélite.

Esa imagen, como otras de esa y del resto de misiones lunares, han estado sujetas casi desde el primer momento a una inagotable controversia animada por parte de los amantes de teorías conspiratorias (e incluso conspiranóicas) defensoras de que todo se trató de una farsa y que en realidad todo había sido rodado en un estudio.

En Nvidia han decidido emplear la potencia gráfica de sus nuevas tarjetas aceleradoras para demostrar el error de al menos dos de estas teorías, referidas a la iluminación existente en la mencionada fotografía del descenso de Buzz Aldrin, teniendo en cuenta que estaba bajando del módulo lunar en la zona de la sombra que proyectaba el mismo, a pesar de lo cual se le distingue perfectamente, y por otro lado se ha rebatido la afirmación referente a la ausencia de estrellas en las imágenes.

Esta última ha sido la teoría conspiratoria más sencilla de dejar fuera de combate por una razón fácilmente entendible: al ser “de día” en la Luna en el momento en el que se toman esas imágenes la presencia de luz solar y, a pesar de que el cielo se vea oscuro, impide que el brillo de las estrellas sea captado por la cámara dado que las Hasselblad que llevaban los astronautas carecían del rango dinámico suficiente como para ser capaces de captar al mismo tiempo las superficies fuertemente iluminadas por el Sol y el tenue brillo de las estrellas.

Para la primera cuestión la respuesta era más compleja y de ahí la necesidad de una simulación como la que ha logrado Nvidia gracias a las tarjetas Maxwell y al empleo del motor gráfico de Unreal 4 con el que se ha reconstruido el polémico instante y sus condiciones lumínicas, como puede verse en el siguiente vídeo.

[youtube]https://www.youtube.com/watch?v=O9y_AVYMEUs[/youtube]

La técnica VXGI de iluminación global sortea la habitual fuente de luz de gran potencia habitual en los videojuegos y en su lugar genera una luz suave y uniforme más parecida a la que existe en el mundo real, donde a pesar de que exista una única fuente de iluminación natural como el Sol su efecto no es como el de un foco que concentra su luz sino que, dada la distancia que nos separa de la fuente emisora el resultado es más tenue y envolvente, con reflejos difusos procedentes de los distintos objetos del entorno.

En este caso la luz solar no se refleja por igual tras incidir en la arena lunar, el traje de un astronauta, su visor o el metal del módulo lunar… pero la suma de todos esos reflejos (en este caso, especialmente los que provienen del terreno) contribuyen al efecto general de iluminación. Esa es la razón por la que todo lo situado a la sombra del módulo lunar Eagle, a pesar de no recibir la luz directamente del sol, no estaba en una oscuridad completa y de ahí que el astronauta Buzz Aldrin sea visible. Algo similar sucede a nuestro alrededor, dado que a pesar de situarnos a la sombra de un edificio no quedamos en una completa oscuridad sino que el reflejo de la luz en superficies circundantes permite que exista visibilidad en dichas áreas.

En cualquier caso Nvidia puede presumir de haber conseguido una interesante campaña publicitaria para sus tarjetas aceleradoras gráficas gracias a la llegada del hombre a la Luna.

vINQulo

Extremetech

 

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor