Optimismo: esa es la conclusión de Davos

Empresas

El Foro Económico Mundial ha reunido en Davos a quienes toman las decisiones durante un fin de semana.

Y la palabra mágica en el Foro Económico Mundial que se ha celebrado en Davos ha sido la nada nueva ‘optimismo’. El foro reunió en la localidad suiza de Davos a empresarios, políticos y otras personalidades de primer nivel, para debatir sobre la situación económica mundial, las medidas a tomar en materia económica y las tendencias a las que tendrán que enfrentarse.

La situación de partida no es muy halagüeña. El informe Riesgos Globales 2011. Sexta edición, el que han participado como coautores entidades como Marsh y el Grupo Marsh & McLennan Companies o como Swiss Re y la Wharton Business School, destaca dos principales riesgos traversales: por un lado existen deficiencias en materia de gobernanza y por otro se está acentuando la desigualdad económica, lo que en el plano político está propiciando un resurgimiento de los nacionalismos y del populismo y acelerando la fragmentación social.

A estos dos problemas principales se suman tres riesgos importantes, según concluye el informe. Los desequilibrios macroeconómicos están rompiendo el equilibrio entre países y dentro de los mismos y la presión insostenible sobre los recursos por el crecimiento demográfico. A estos dos problemas se suma el auge de la economía ilegal: sólo en 2009, según el informe Riesgos Globales 2011, la economía ilegal movía 1.300 mil millones de dólares y seguía en crecimiento.

A estos riesgos traversales y riesgos importantes se suman otros cinco puntos que debería vigilarse: los problemas demográficos, la falta de seguridad de los recursos (la oferta empieza a verse sobrepasada por la demanda de materias primas), el rechazo a la globalización, las armas de destrucción masiva o la ciberseguridad son los puntos ante los que se debería estar alerta.

La situación no pinta bonita y sin embargo los CEO son optimistas. Según un estudio de PwC los niveles de confianza de los presidentes y consejeros delegados mundiales han vuelto a niveles de 2008, justo antes del estallido de la crisis. Un 48% de los CEO mundiales encuestados por la consultora se muestran “muy confiados” en que sus negocios crecerán en los próximos doce meses, un 31% en el caso de los consejeros delegados españoles. La economía, según señalan los asistentes de primer nivel del Foro, está empezando a recuperar fuerzas y a volver a crecimiento, liderada, eso sí, por las locomotoras económicas en las que se han convertido India y China.

El optimismo es la tónica dominante: en su cierre, el foro ha apostado por “una nota de esperanza, progreso y optimismo”, como ha apuntado en la última nota de prensa publicada del evento. La economía crecerá, aunque no lo hará sin “alguna volatilidad”. Es tiempo para esperar datos mejores… aunque no será un camino de rosas.

*Alta presencia de directivos TIC en el Foro

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor