La policía de Corea del Sur entra en las oficinas de Google para investigarlos

EmpresasSeguridad

Las autoridades del país asiático creen que Google también ha recogido información ilegal en Corea mientras realizaba mapas para Street View.

Otro nuevo país se ha sumado a la investigación sobre la supuesta recogida y  almacenamiento de datos por parte de Google. Esta mañana, las autoridades de Corea del Sur han entrado en las oficinas que la compañía tiene en el país para recoger pruebas.
La compañía es sospechosa de haber recogido datos, de modo ilegal, a través de las instalaciones de su servicio de Street View, a partir de 2006. Las autoridades de muchos países tienen indicios para creer que, mientras la compañía recogió información de las calles para su programa, también se dedicó a almacenar datos ilegales.
Desde finales del 2009 hasta el mes de mayo, Google de Corea del Sur envió coches con cámaras encubiertas para fotografiar vencindarios y pueblos a lo largo del país, antes de iniciar su servicio Street View. La policía sospecha que esos coches han podido recoger datos inalámbricos de los ciudadanos de forma ilegal, mientras preparaban los mapas de las calles.
El Centro de Respuesta de la Agencia Coreana de la Policía Nacional dijo en un comunicado que ha confiscado datos y que los va a investigar. Las autoridades pretenden “averiguar qué tipo de datos han recopilado y cuántos” además de que tratarán de “recuperar los datos originales recopilados y almacenados ilegalmente por Google”.
El gran buscador de Internet, por su parte, ha declarado que la compañía tiene intención de cooperar con la investigación.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor