Ray Ozzie quiere recuperar el espíritu start-up en Microsoft

Sistemas OperativosSoftwareWorkspace

El considerado por muchos como sucesor de Bill Gates quiere darle aires nuevos a la compañía: su propósito, el de recuperar, si es posible, parte del espíritu que tienen las start-ups cuando comienzan, para que Microsoft afronte la nueva era con otra filosofía.

Es una misión complicada, desde luego, pero Ozzie podría ser el más indicado para llevar a Microsoft de nuevo a ese camino. El creador de Symphony y de Lotus Notes fue contratado hace unos años en Microsoft, y desde su llegada su forma de ver las cosas le confirmaron como una de las grandes esperanzas de la gestión de este gigante.

En un extensísimo artículo de la revista Wired Ozzie concedió una entrevista en la que desveló buena parte de su visión de lo que debe ser Microsoft en los próximos años, y en su opinión Microsoft debe dejar de ser un fabricante tradicional que saca cierto producto cada dos años para convertirse en una empresa obsesionada con sus clientes y dedicada a producir, actualizar y soportar todo tipo de servicios.

Y para eso la idea es la de volver al espíritu de start-up y apostar por esa difusa idea del Cloud Computing que Microsoft ya ha comenzado a vender a través de Windows Azure.

vINQulos

Wired

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor