Se realentiza el crecimiento del mercado de telefonía móvil

OperadoresRedes

El crecimiento en las ventas de registró un crecimiento de sólo el 12%
en todo el mundo durante el primer cuarto del año, tras un pobre trimestre de
Motorola.

Durante el primer trimestre del año, se vendieron en todo el mundo 252
millones de dispositivos móviles de mano (handsets), lo que representa un
crecimiento del 12% respecto al mismo periodo del año anterior.

Sin embargo, es la primera vez en casi dos años en la que la tasa anual de
crecimiento está por debajo del 20%, según un informe de
Strategy Analytics, lo que deja
intuir una ralentización del mercado. En este sentido, uno de los más afectados
es Motorola, cuyas ventas cayeron un
1,5% entre enero y marzo.

La compañía, que es el segundo mayor fabricante de teléfonos a escala
mundial, comercializó 45,5 millones de unidades durante el último trimestre, en
descenso con respecto a los 46,1 millones del año anterior. De acuerdo con el
mismo estudio, la estrategia de la firma, basada en el recorte de costes
mediante una reducción de las plataformas, el incremento de precios y el
lanzamiento de nuevos teléfonos tardará entre cuatro y ocho trimestres en
ejecutarse, por lo que “Motorola tardará más de un año en recuperarse”.

En contraste,
Sony
Ericsson
-que ocupa el cuarto lugar en la clasificación mundial de
fabricantes?, experimentó un aumento del 63%, hasta los 21,8 millones de
dispositivos. El pasado viernes, la compañía sueco-japonesa
anunció
que sus beneficios habían hecho más que duplicarse
en el mismo periodo,
hasta alcanzar los 254 millones de euros.

Por lo que respecta al líder del mercado,
Nokia, registró un alza de las ventas del
21%, hasta los 91,1 millones de teléfonos, mientras que
Samsung, tercer mayor fabricante,
también aumentó sus ventas un 20%, hasta los 34,8 millones.

Mientras tanto, un informe paralelo citado por la
BBC asegura que
China e India liderarán el crecimiento del sector de telefonía móvil. De acuerdo
con los datos de este estudio de Global
Insight
, los dos países agruparán el 60% del número total de nuevos abonados
previstos para los próximos cinco años, que han sido estimados en 1.200
millones.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor