Recién descargado iOS 7 ya empieza a dar problemas de excesivo consumo de batería

Movilidad

Estamos en las primeras horas de disponibilidad de iOS 7, la nueva actualización del sistema operativo de Apple para sus dispositivos móviles. Aunque parezca un contrasentido porque hace tan poco tiempo que se ha podido empezar a instalar que los nuevos usuarios no habrían tenido demasiado tiempo para darle uso ya comienzan, como en ocasiones anteriores, a circular los comentarios que hablan de un excesivo consumo de la batería de los dispositivos en que se ha instalado iOS7.

Como ha sucedido en algunos casos con anteriores actualizaciones del sistema operativo de Apple, comienzan a sonar los primeros comentarios sobre la considerable merma de autonomía que sufre la batería de los dispositivos en que se instala iOS 7. Afortunadamente casi al mismo tiempo han comenzado a surgir por la Red los primeros consejos para evitar ese consumo excesivo de energía.

En concreto uno de los terminales que más sufriría con iOS 7, pagándolo con un duro golpe a la vida de su batería, sería el iPhone 5. Si bien los modelos 4 y 4S del smartphone de Apple se resentirían en el caso del modelo al que sustituye el actual iPhone 5S el castigo a la autonomía energética es muy relevante, pasando de 661 minutos de uso a 444 en uso con WiFi.

Cuando iOS 7 se lanzó en fase beta ya algunos desarrolladores dieron la voz de alarma en cuanto a los altos requerimientos de energía que precisaba, especialmente al parecer por la profusión de transiciones y el abundante uso de transparencias en sus gráficos, lo que no deja de ser una ironía si recordamos cómo criticó Steve Jobs en su momento las animaciones Flash precisamente por cuestiones relacionadas con el consumo de energía.

Al parecer el consumo excesivo podría deberse también a alguna peculiar combinación de configuración de WiFi y página web que en lugar de permitir al chip encargado de procesar la parte gráfica entrar en modo de reposo puede ocasionar que se quede en uso permanentemente manteniendo también abierta la comunicación WiFi.

Los consejos que servirían para evitar esta situación pasan por desactivar la opción de refresco automático en segundo plano, que evitaría que aunque estemos utilizando otra aplicación el navegador permanezca constantemente actualizando los contenidos. También sería conveniente desactivar todos los servicios relacionados con la localización de servicios y establecimientos cercanos de interés así como alertas de tráfico o notificaciones y por supuesto las medidas habituales de desactivar Bluetooth, WiFi o AirDrop mientras no estemos haciendo uso de esos métodos de conectividad inalámbrica.

Por último, y afectando seriamente a una de las características diferenciadoras más espectaculares de iOS 7, ese efecto Parallax con transiciones y apariencia tridimensional es un auténtico vampiro de batería, así que deberemos tenerlo en cuenta para los momentos en los que la autonomía de la misma se reduce, dado que puede desactivarse ahorrando así energía y ganando preciosos minutos de nuestro dispositivo móvil Apple en funcionamiento. Basta acceder al menú de Accesibilidad y reducir la movilidad de dicho efecto.

vINQulo

Ars Technica

Tuaw

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor