Recortes en Nokia: 4.000 despidos y 3.000 traslados a Accenture

EmpresasMercados FinancierosMovilidadProveedor de ServiciosProyectosSistemas OperativosSO MóvilesWorkspace

Los trabajos de desarrollo del sistema operativo Symbian serán asumidos a partir de ahora por la consultora irlandesa, mientras que la finlandesa se concentrará en la construcción de smartphones con Windows Phone 7.

La alianza con Microsoft en el terreno de los smartphones lo hacía inevitable. Nokia acaba de anunciar planes para “ajustar su fuerza laboral mundial y consolidar operaciones”, lo que se traducirá en una reducción de plantilla de hasta 7.000 miembros a través de dos métodos.

En primer lugar, se llevarán a cabo 4.000 despidos de forma paulatina antes de que finalice 2012. La mayoría de los recortes los soportarán las fábricas de Finlandia, país de origen de la empresa, Dinamarca y Reino Unido, donde las conversaciones con los representantes sindicales han comenzado hoy mismo.

El primer teléfono Nokia con WP7 se basará en el diseño del X7
El primer teléfono Nokia con WP7 se basará en el diseño del X7

Una alianza con Accenture permitirá recolocar a otras 3.000 personas en las filas de la consultora, a la que se traspasan también todas las actividades de producción del sistema operativo Symbian. Por su parte, la compañía irlandesa proporcionará servicios de software para futuros smartphones Nokia.

El CEO del gigante finlandés, Stephen Elop, ha explicado que el camino a seguir “se centra en el liderazgo a través de dispositivos inteligentes, teléfonos móviles y futuras novedades. Sin embargo, con este nuevo enfoque, también nos enfrentaremos a la reducción de nuestra fuerza de trabajo. Esta es una realidad difícil, y estamos trabajando estrechamente con nuestros empleados y socios para identificar programas de reinserción laboral a largo plazo para la talentosa gente de Nokia”. Todos los empleados afectados pueden optar por permanecer en nómina hasta finales de 2011.

Además, Nokia ha anunciado que petende reducir sus gastos operativos en dispositivos y servicios hasta mil millones de euros para el año 2013. Mientras tanto, se concentrará en el desarrollo de teléfonos inteligentes basados ​​en la plataforma Windows Phone.

Según el blogger ruso Eldar Murtazin, ya han empezado las pruebas con la última versión, Windows Phone 7.5 “Mango” en dos prototipos diferentes: W7 y W8. El primer teléfono se basa en el recientemente estrenado Nokia X7 y cuenta con la primera generación de 1 GHz del procesador QSD8250 Snapdragon, pantalla táctil de 4 pulgadas con tecnología AMOLED y una cámara de 8 MP con flash LED. El W8 utilizará el diseño de N8 como punto de partida.

El vicepresidente ejecutivo de Nokia, Kai Oistamo, se ha mostrado complacido con el trabajo técnico de los últimos 60 días, incluyendo la obtención de los primeros equipos que ejecutan el sistema operativo de Microsoft. Aunque la intención es lanzar estos teléfonos en 2012, los últimos indicios apuntan a que el fabricante finlandés podría introducirlos en el mercado antes de que finalice el año para recuperar el terreno perdido.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor