Los recortes de gastos impulsan los beneficios de Philips

Empresas

La firma cierra el tercer trimestre con una caída del 11% en ventas pero con unos beneficios de 344 millones de euros en el Q3.

Philips continúa con la senda iniciada en el segundo trimestre, cuando llegó a los 44 millones de euros de saldo positivo, y abandona los malos resultados del arranque del año fiscal, cuando consiguió conmocionar a los analistas con unas pérdidas muy superiores a las ya esperadas.
Una draconiana política de contención de costes, que ha llevado a la holandesa (líder europea en electrónica de consumo) a despedir a 6.000 trabajadores, ha ayudado a sanear las cifras.
Así, y aunque la firma reconoce una caída en ventas del 11%, los beneficios brutos se han situado en el Q3 en los 344 millones de euros, incluso por encima de lo que esperaba el mercado.
“Seguimos cautelosos sobre las perspectivas a corto plazo en la ausencia de una recuperación estructural en la mayoría de nuestros mercados finales”, ha señalado aún así el máximo responsable financiero de la firma, Pierre-Jean Sivignon, a la agencia Reuters.
La firma quiere ver como reacciona el público ante la campaña de Navidad para tomar cualquier posicionamiento.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor