RIM recibe una demanda de sus propios accionistas

Empresas

Las cosas en Research In Motion no marchan del todo bien últimamente, el último problema de la firma canadiense son sus propios accionistas, que han presentado una demanda contra la compañía por ocultar información y crear confusión respecto a su estrategia comercial.

Los inversores sostienen que RIM no les informó debidamente de que “su obsoleta línea de productos y su incapacidad para introducir productos nuevos en el mercado impactaban negativamente en el negocio de la compañía y en sus márgenes”, según aseguran en la demanda presentada ante un tribunal de Nueva York.

Los accionistas creen que la compañía ocultó información relevante sobre su estrategia y sobre los verdaderos plazos para el lanzamiento de nuevos dispositivos (nos acordamos de PlayBook que fue retrasado en varias ocasiones) de forma que las acciones se habrían inflado de forma ficticia durante meses.

Los demandantes aseguran sentirse engañados por los dirigentes de RIM y acusan directamente a los dos presidentes ejecutivos, Mike Lazaridis y Jim Baldille, y al responsable del área financiera, Brian Bidulka.

Los inversores piden una compensación por los daños causados aunque por el momento no ha trascendido la cifra que estarían barajando. Desde RIM ya han negado tales acusaciones y han prometido defenderse de ellas en los tribunales.

Esta demanda de sus propios accionistas no llega en el mejor momento para RIM teniendo en cuenta que el esperado PlayBook ha cosechado más críticas que elogios, que han tenido que retirar 1.000 ejemplares del tablet por problemas técnicos y que su cuota en el mercado smartphone sigue menguando mes tras mes.

 

Más información en ITespresso

 

 

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor