RIM tendrá que pagar 147,2 millones de dólares por infringir una patente

Empresas

La compañía canadiense deberá hacer frente a la multa que le ha impuesto un tribunal de San Francisco por infringir una patente sobre el control a distancia de los teléfonos móviles. Pagará 8 dólares por cada dispositivo vendido en Estados Unidos.

Cuando a alguien le toca sufrir una mala racha, todo se vuelve en contra. Las malas noticias suelen llegar acompañadas de más malas noticias. Esto es lo que le está sucediendo a RIM, que no lo logra salir de la espiral negativa en la que ha entrado.

El último revés lo ha recibido la compañía canadiense en forma de multa que llega desde San Francisco. Un tribunal ha dictaminado que debe pagar 147 millones de dólares por haber infringido una patente sobre el control a distancia de los dispositivos móviles en poder de Mformation.

El juicio se remonta a 2008, cuando la empresa de software de Nueva Jersey interpuso una demanda contra RIM, a la que acusaba de haber utilizado los secretos tecnológicos que fueron revelados durante unas negociaciones empresariales. En aquel momento el acuerdo no se produjo, pero poco tiempo después la compañía fabricante de Blackberry introdujo en sus teléfonos un sistema muy similar (que ellos siempre han asegurado haber desarrollado tiempo antes).

Cuatro años después, la resolución da la razón a Mformation y condena a RIM a pagar 8 dólares por cada equipo vendido en Estados Unidos. En total, la cuantía de la multa que deberá afrontar asciende a 147,2 millones de dólares.

“Estamos decepcionados con el fallo”, aseguró el fabricante canadiense en un comunicado publicado en su página web. A su vez, desveló que estaban analizando los posibles recursos y las salidas legales que tienen ante esta resolución.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor