Salen a la venta los dominios .xxx

Cloud

Las empresas ya pueden reservar aquellos dominios correspondientes a sus “trademarks” para evitar su asociación con la industria del porno. Además, se bloqueará el uso de nombres de famosos.

Los titulares de marcas registradas tendrán la oportunidad de conseguir sus propios dominios .xxx, aunque sólo sea para defenderse de los ciberdelincuentes y proteger su imagen.

El Registro ICM ha abierto hoy mismo un plazo de 50 días para que las empresas puedan ponerse a salvo. El presidente del organismo, Stuart Lawley, ha explicado que este registro costará alrededor de 200 dólares, a diferencia del procedimiento habitual para dominios de primer nivel, por los que se carga unos 50 dólares anuales.

Lawley también ha dicho que los titulares de marcas registradas abonarán una única tarifa para obtener su correspondiente dominio .xxx.

Lawley
El presidente del Registro ICM, Stuart Lawley, calcula que se venderá medio millón de dominios .xxx hasta principios de 2012

“La verdad es que a nadie se le ocurriría visitar coca-cola.xxx, pero algunos no quieren que sus marcas queden asociadas con este tipo de dominos de ninguna manera”, apunta Lawley.

El directivo también considera que la ICANN debería haber eliminado estas URLS previamente, sin costes para la marca.

Las que sí permanecerán baneadas desde el principio serán las triple-x que contengan referencias a personajes famosos. Más de 4.000 direcciones con nombres como Angelina Jolie o Donald Trump están fuera del alcance de los compradores, que no podrán utilizar estos términos para atraer tráfico a sus páginas.

La razón es que “es muy difícil para las celebridades convertir sus nombres en trademark” y se ha querido “ahorrar posibles situaciones embarazosas”, según recoge The Guardian.

Además, el ICM ha reservado unos 15.000 dominios a petición de gobiernos y organismos internacionales que trabajan en la protección de menores. Estas listas incluyen nombres de presidentes y ciudades, entre otros.

Una vez superado este período inicial, el 28 de octubre se abrirá uno nuevo de sólo 17 días para vender dominios en exclusiva a los miembros de la industria para adultos.

Esto derivará en un aumento del tráfico y también de los procesos de verificación. “Es toda una victoria, ya que se podrá navegar de forma segura a través de las páginas porno”, comenta Lawley a Mashable, añadiendo que también los consumidores que desean evitar este tipo de contenido saldrán ganando, ya que por fin podrán filtrarlo.

Ya ha habido 900.000 “expresiones de interés” para 650.000 nombres, y se espera vender alrededor de 500.000 dominios hasta enero o febrero.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor